Actualidad|12 ene 2013, 12:00 AM|1|POR EFE

La situación de la infancia mejora en un Haití atenazado por el hambre

La desnutrición aguda entre los niños de 6 a 59 meses se ha reducido del 10 % al 5 %, y la desnutrición crónica se ha reducido del 29 % al 22 % entre 2005-2006 y 2012.

PUERTO PRÍNCIPE.- Tres años después del terremoto que asoló Haití, las condiciones de vida de la infancia han mejorado en el país, pero más de medio millón de personas pasan hambre, entre ellas 81.600 niños que sufren de malnutrición aguda.

Organizaciones humanitarias y agencias de Naciones Unidas alertan estos días, con motivo del tercer aniversario del terremoto, de los graves problemas que han atenazado al país, como el riesgo alimentario y la epidemia de cólera, mientras 358.000 personas siguen malviviendo en campamentos provisionales.

El país antillano conmemorará este sábado aquella tragedia, en la que 300.000 personas perdieron la vida y otras tantas sufrieron heridas, mientras que 1,5 millones resultaron damnificados, la gran mayoría al perder sus casas. Unicef destacó hoy el avance que ha experimentado la situación de la niñez haitiana en los ámbitos de la educación, la nutrición, la salud y el saneamiento desde 2006.

Según los primeros resultados de la Encuesta de Demografía y Salud de Haití (DHS), que abarca 13.350 hogares, el 77 % de los niños de 6 a 11 años asistió a la escuela primaria en 2012, en comparación con poco menos del 50 % en el período 2005-2006, cuando se llevó a cabo la encuesta anterior.

En tanto, la desnutrición aguda entre los niños de 6 a 59 meses se ha reducido del 10 % al 5 %, y la desnutrición crónica se ha reducido del 29 % al 22 % entre 2005-2006 y 2012. Estos datos, pese a las mejoras, contrastan con la realidad de los 81.600 niños que figuran entre las 500.000 personas necesitadas de alimentación inmediata.

Por eso, pese al esfuerzo y al progreso alcanzado en muchos sectores del país, el representante de Unicef en Haití, Edouard Beigbeder, señaló que es necesario "un compromiso permanente para ayudar al país a mantener estos logros al mismo tiempo que se abordan los retos actuales y las esferas en que el progreso se ha retrasado".

La organización humanitaria Intermón Oxfam, por su parte, señaló hoy que se han logrado "avances tangibles", pero quedan "retos considerables", como proporcionar vivienda a las personas que todavía acampan en la capital.

Hay más de 500 campamentos en Puerto Príncipe y sus alrededores y la población tiene un acceso limitado a los servicios básicos de saneamiento, salud y educación, señaló la organización. "Gracias a la determinación de los haitianos y de su Gobierno, así como a la generosidad y solidaridad de los ciudadanos y de los gobiernos de todo el mundo, se han logrado avances tangibles", afirmó el director de la ONG en Haití, Vincent Maurepas Jeudy.

El director de Intermon Oxfam señaló que todavía queda mucho por hacer "para reconstruir Haití tras el terremoto y tras décadas de abandono colectivo y de una gobernanza débil".

A pesar de la situación, la entidad reconoció que ha habido avances importantes en la reconstrucción, la cifra de desplazados ha decrecido ininterrumpidamente y, además, "se han edificado miles de casas, se han retirado casi todos los escombros y se están construyendo carreteras e instalando alumbrado público".

Respecto a España, primer donante europeo en favor de Haití, Maurepas consideró que "debería continuar desempeñando un rol muy activo", pero expresó su temor de que "la enorme reducción en los presupuestos de cooperación española imposibilite este importante enfoque".

Tres años después del terremoto, la esperanza en una vida mejor ha llevado a regresar a su país a muchos de los 200.000 haitianos que se desplazaron a la República Dominicana en busca de oportunidades en los meses posteriores a la tragedia.

Cerca de 3.000 lo hicieron por medio de los programas de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), que les brinda ayuda económica para poner en marcha pequeños negocios, microempresas o proyectos de trabajo, además de capacitación, seguimiento y un regreso en condiciones dignas.

Datos de la OIM suministrados a Efe señalan que desde febrero de 2010 han sido 2.940 las personas que han regresado a Haití con sus programas de retorno voluntario asistido, de ellas 1.721 en el periodo 2010-2011 y 1.219 en 2012. Según fuentes de esta organización, "la demanda es tan grande y continua que la OIM está buscando activamente fondos para continuar el proyecto".

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.