ACTUALIDAD|10 feb 2013, 12:26 AM|1|POR AP/Por Por LARA JAKES

Obama: liberal en casa, agresivo contra terrorismo

WASHINGTON . - En contraste con sus posiciones progresistas sobre el ambiente, los impuestos y el cuidado de la salud, el presidente Barack Obama ha demostrado tener políticas de corte agresivo en lo que se refiere a la lucha contra el terrorismo.

Desde los mortíferos ataques con aviones no tripulados hasta los interrogatorios secretos, pasando por la retención de evidencias en las demandas por terrorismo, el mandatario demócrata ha seguido los pasos de su predecesor, el presidente republicano George W. Bush.

El centro de detención en la Bahía de Guantánamo, Cuba, sigue abierto pese a la promesa de Obama de cerrarlo, y su gobierno ha investigado la filtración de información secreta a la prensa aún más enérgicamente que Bush.

"(El gobierno) ha mantenido impulso en muchas áreas importantes en las que nosotros nos concentrábamos, y ha seguido progresando en dichas áreas", comentó Ken Wainstein, asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca y prominente abogado del Departamento de Justicia durante el gobierno de Bush. "Uno puede apreciar la gravedad de la amenaza, la necesidad de enfrentarla y de pasar a veces a la ofensiva".

La audiencia de confirmación de la semana pasada para el candidato de Obama a director de la CIA demuestra la medida en que Washington -especialmente los demócratas- han llegado a aceptar las mismas políticas antiterroristas que causaron furor en los primeros años después de los atentados de septiembre del 2001.

John Brennan, principal asesor de Obama contra el terrorismo, se negó a decir si el "submarino" -técnica que simula ahogar al detenido- es una forma de tortura, pero lo calificó de "reprensible" y dijo que no lo permitiría si fuese director de la CIA. También indicó que desconocía si se había recabado alguna información valiosa por medio de esa práctica. Su testimonio fue recibido por un panel de senadores mayormente amistoso hacia él, y se anticipa que su confirmación se concretará pronto.

En octubre del 2007, por el contrario, el candidato de Bush a secretario de Justicia, Michael Mukasey, calificó el "submarino" como una técnica "repugnante" pero también se negó a calificarla de tortura. Su confirmación fue demorada durante tres semanas y estuvo al borde del fracaso.

Tommy Vietor, vocero de la Casa Blanca, dijo que Obama ha suprimido o mitigado una serie de tácticas de seguridad de Bush, entre ellas el poner fin a los interrogatorios ásperos, el cierre de prisiones secretas y, sobre todo, el tratar de ser más transparente en torno a las políticas antiterroristas. Pero señaló que Obama ha cumplido sus promesas de matar o capturar a Osama bin Laden, dar batalla a al-Qaida en Pakistán y Yemen antes de que sus integrantes puedan atacar a Estados Unidos, y poner fin a la guerra en Irak.

"Sí, todavía estamos combatiendo a al-Qaida, pero pienso que muy poca gente se opondría a eso", dijo Vietor el viernes. "Este presidente cumple lo que promete, y creo que el mundo lo advierte".
Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Omnimedia 2013 © Todos los derechos reservados.