Habitat|22 jul 2013, 12:00 AM|POR Diario Libre
GUARDADO EN:metro, ampliación, leonel carrasco, Santo Domingo Este, proyecto

Ampliación del Metro supone impacto en el desarrollo de Santo Domingo Este

El puente de un kilómetro, de tirantes, se diseña para que constituya una obra de ornamentación

SANTO DOMINGO.- La construcción del nuevo tramo del Metro de Santo Domingo, desde el punto de vista arquitectónico y urbanístico, supondrá una obra fundamental para la zona que impactará en el municipio de Santo Domingo Este.

Según explicó a Hábitat el ingeniero Leonel Carrasco, subdirector de la Oficina Para el Reordenamiento del Tránsito (OPRET), incluirá "un puente precioso, atirantado, acorde con la nuevas técnicas" que demanda el escenario. También con las estaciones se buscará seguir el perfil desarrollado en las líneas anteriores, cuidando de que revaloricen el entorno donde se levantan.

Al margen de las obras de construcción, Carrasco destaca el impacto social que se logrará al poder movilizar diariamente cerca de 200,000 personas, que hoy tienen que utilizar vehículos particulares y de transporte colectivo en múltiples condiciones para cruzar al otro lado del río.

En términos financieros, junto a la reducción del costo del transporte para el pasajero de a pie, destaca la recuperación del valor de la tierra. Un hecho que ya puede evidenciarse en zonas que recorre la línea 1 de Metro, donde antes el metro cuadrado se cotizaba a 3 mil pesos, y hoy vale 20 mil.

¿QUÉ TRAMO ABARCARÁ ESTA AMPLIACIÓN?

Ante la pregunta, Carrasco comienza describiendo un puente de un kilómetro de extensión, aproximadamente, que cruzará el rio Ozama y correrá paralelo al Puente Francisco del Rosario Sánchez. Este puente va a cruzar los barrios Gualey y los Guandules y se extenderá hasta el barrio Brisa del Ozama, en la parte este de la ribera del Río Ozama, en las inmediaciones de la avenida Venezuela.

El primer tramo de la nueva extensión del Metro va a llegar hasta la avenida San Vicente de Paul, frente a la plaza comercial Megacentro. Tendrá cuatro estaciones, más una de transferencia: una en la Venezuela con San Vicente de Paul y otra en esta misma avenida pero con Fernando de Navarrete. La avenida Fernando de Navarrete es la que interconecta a Los Minas con Sabana Perdida por un puente, y según apuntó Carrasco, ya el Ministerio de obras Públicas ha dicho que hará un elevado ahí también.

La tercera estación se ubicará en las inmediaciones del Centro Materno Infantil de Los Minas y las cuarta y quinta estarán en la avenida San Vicente de Paul esquina avenida Mella. Ahí habrá dos estaciones, una de transferencia y una cola, para que en un futuro se pueda prolongar esa misma línea hasta que llegue a Las Américas.

Hay gente que ha pedido que la línea llegue hasta la entrada de Guerra, se le pregunta, y dice que no, con la precisión de que "esa es decisión del señor Presidente". Corrobora que el mandatario le fue presentado el anteproyecto con los puntos descritos, pero que asume que siempre puede hacerse lo que se disponga.

LAS ETAPAS DE UN PROCESO DE DOS AÑOS

Anunciada formalmente la construcción de la extensión del Metro, los trabajos iniciales se concentran, por un lado, en el entorno del puente Francisco del Rosario Sánchez, comúnmente conocido como puente de Los Minas o de la 17. "Nosotros estamos ahí empadronando a cientos y cientos de familia que viven al lado y debajo del puente que está construido, y estamos empadronando para movilizarlos despacio, por segmentos, no bruscamente, sin necesidad de maltratar a nadie", explica.

Otra parte del primer tramo en la que trabajan, también empadronando y marcando, es el que recorre la San Vicente de Paul desde la avenida Venezuela hasta avenida Mella. Lo mismo en el segundo tramo, que va por carretera Mella, desde la Vicente de Paul hasta la Charles de Gaulle, donde van cuatro estaciones.

Se trabaja en cada segmento del trayecto para percatarse "si hay alguna subsidencia, alguna molestia, alguna afección...". Y luego viene el tercer tramo, que conlleva la ampliación de la antiguo carretera Mella, desde la Charles de Gaulle hasta la entrada de San Luis, hasta colindar con el Comunity College, donde concluiría el recorrido de la línea, con alrededor de 12 estaciones.

Carrasco evita ofrecer cifras sobre el número de familias que van a ser desalojadas por las obras. "Tenemos un estimado, pero cuando tengamos la cifra real, la vamos a dar a conocer", precisa.

Hasta ahora, la cifra oficial divulgada del costo total de la obra es de 830 millones de dólares. El monto incluye la construcción del puente que cruzará el río Ozama, las obras en los 12 kilómetros del recorrido de la línea y el costo de la movilización de las familias, el llamado pago de afección.

Carrasco confía en que el nuevo reto culminará con el objetivo establecido: que en 2015 el presidente Danilo Medina pueda subirse a este nuevo tramo del Metro de Santo Domingo.

"El director general Diandino Peña, ha dicho que dentro de dos años o un poquito más de dos años va invitar al presidente Medina hacer un recorrido, no a inaugurarlo. Nosotros vamos a trabajar para no quedar mal, nunca hemos quedado mal. Y yo espero que con el espíritu que trabajamos y el buen equipo de trabajo del ingeniero Diandino Peña, que es un hombre muy apegado, muy estricto a lo que él plantea y vaticina, podemos salir airosos en el tiempo que nos queda", dice Carrasco.

En cuanto a la cantidad de obreros, ingenieros y profesionales y técnicos que intervendrán en la obra, solo dice que serán cientos.

¿LAS CARACTERISTICAS DE LAS ESTACIONES?

Carrasco adelanta que serán parecidas a las de la primera etapa de Línea 2, aunque apunta que siempre se evoluciona. Por ejemplo, dice, "la línea dos mejoró con respecto a la línea uno, y nosotros pretendemos seguir mejorando las cosas".

El diseño exterior de las estaciones está en desarrollo, acorde con el entorno de cada estación. Explica, a modo de ejemplo, que la estación que se levantará frente al centro comercial, no será igual al de la que se ubicará en la avenida Venezuela esquina Vicente de Paul.

El puente, precisa, va a ser un ornamento, algo más que hormigón armado y acero. La base de hormigón armado con cables tirantes de acero le dará la estética de una obra de infraestructura con los recursos de la modernidad.

Carrasco ofrece más datos. Precisa que las diferencias estarán en el diseño de la estructuras y las perspectiva de la fachada, de lo que es la entrada a la estación, porque debajo la técnica obliga a hacer una estación de alrededor de 130 metros de largo, con dos embarcaderos que se llaman andenes, de unos 4 o 3.50 metros de ancho. Y accesos de entrada y salida por intermedio a una mezzanina.

Aclara también que habrá estaciones más grandes que otras, en función de la demanda de pasajeros. Destaca que siempre las estaciones de las puntas son más grandes que las estaciones intermedias.

Recordó que sus estimaciones implican la movilización de más de 250,000 personas cada día, lo que incluiría a la gran masa de estudiantes que se sumaría a la matricula del Comunity College.

Carrasco habla de impactar una población que suma más de un millón de personas, y que abarca, además de los sectores mencionados, zonas muy densamente pobladas como San Luis, barrio El Bonito, San Isidro y todos sus alrededores.

Se calcula que con 45 vagones podrán dar el servicio en las 12 estaciones.

CONCURSOS PARA CUMPLIR CON LA LEY

El impacto económico de la obra de construcción, por la cantidad de empleos y compra de materiales que generará es otro componente del proyecto. Carrasco apunta que conforme con la ley 340-06, de compras y contratación, se harán licitaciones públicas nacionales e internacionales, a partir de determinada monto de la inversión.

Entonces ahora mismo, para este tramo, no se puede vaticinar cuáles compañías van a participar y a quiénes se le va a adjudicar el contrato.

Esto implica que en términos de expectativas de ingenieros, arquitectos y demás, les toca estar pendiente para concursar.

El ingeniero indica que desde el portal de la institución, www.opret.gov.do, se puede obtener información sobre todas las licitaciones que se hacen, lo que involucra a todo el que pretenda trabajar en el megaproyecto.

AMBIENTALMENTE SOSTENIBLE

Al preguntarle a Carrasco si considera que el proyecto es amigable con el medio ambiente , asegura que sí, y precisa que los metros se diseñan de acuerdo a tres variables fundamentales: que sea social, que sea económico y que sea medioambiental. "Con eso se debe de cumplir. La Asociación Internacional de Metros, de la cual nosotros somos miembros, nos ha enseñado eso".

Asegura que los metros de por sí son proyectos ambientales, ya que no queman, dentro de su trayecto, carburantes de orígenes fósiles. "La contaminación es muy mínima o nula y eso, ayuda a que no se sigan quemando cantidades enormes de dióxido de carbono que impactan la capa de ozono y producen los efectos invernaderos".

Además, agrega que se ha calculado que tan sólo en la línea uno han dejado de circular alrededor de 5,000 vehículos, y que pretenden suceda lo mismo con la línea 2.

LA REVALORIZACION DE LA TIERRA

Los metros impactan porque recuperan el valor de la tierra, transforman los lugares al punto de que las avenidas, se convierten prácticamente en boulevares, como ha pasado en la avenida Hermanas Mirabal, donde el metro de tierra se compró a 3,000 pesos y ya vale 20,000.

Carrasco comparte los datos y añade que en la avenida Correa y Cidrón, en la Zona Universitaria, un escenario antes abarralizado derivó en zona urbana con una estética muy diferente. Los frentes de las viviendas se han transformado.

Dice que es un fenómeno que se va reproduciendo porque la avenida Máximo Gómez, en el tramo que recorre el Metro, se ha se ha convertido en una avenida comercial. Y al igual que en el centro institucional, en el entorno del Centro de los Héroes o Feria.

Carrasco no duda al afirmar que "el Metro ha logrado un gran impacto y lo va a crear aún más en Santo Domingo Este".

Hasta ahora, la cifra oficial divulgada del costo total de la obra es de 830 millones de dólares. El monto incluye la construcción del puente que cruzará el río Ozama, las obras en los 12 kilómetros del recorrido de la línea y el costo de la movilización de las familias, el llamado pago de afección. 

El impacto económico de la obra de construcción, por la cantidad de empleos y compra de materiales que generará es otro componente del proyecto. Carrasco apunta que conforme con la ley 340-06, de compras y contratación, se harán licitaciones públicas nacionales e internacionales, a partir de determinada monto de la inversión.

La extensión de la línea 2 del Metro de Santo Domingo, contará con 12 estaciones e iniciará en la cabeza occidental del puente Francisco del Rosario Sánchez para concluir en la entrada del distrito municipal San Luis, pasando por la avenida San Vicente de Paul y Carretera Mella, en un recorrido de casi 12 kilómetros.

El puente del Metro correrá paralelo al puente Francisco del Rosario. Las familias que viven debajo del mismo son censadas para luego ser trasladadas

La nueva extensión del Metro recorrerá una parte de la avenida SanVicente de Paul, desde la cabeza del puente Francisco del Rosario Sánchez hasta la carretera Mella. La Opret espera que el nuevo tramo sume unos 150 mil usuarios inmediatos al sistema del Metro.

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.