Muere Hugo Chávez|04 feb 2013, 1:07 PM|7|POR Manauri Jorge y Rainier Maldonado
GUARDADO EN:Chávez, Cáncer, PetroCaribe, RD, Venezuela
¿Qué sucederá con PetroCaribe?

¿Seguirá PetroCaribe?

RD adeuda a Venezuela alrededor de 2,500 millones de dólares por el acuerdo

La muerte del presidente venezolano Hugo Chávez ha enlutado el alma de algunos y llenado de helio la alegría de otros. Dicen que el epitafio no se le desea a nadie, pero en el caso del "comandante" algunos opositores oraban para que las células cancerígenas le ganaran la batalla.

Conflictivo con la iglesia, el fallecido líder sudamericano hasta llegó a pedir a Dios que le otorgara muchos años más con aliento mortal; la voluntad del Creador discrepaba de las súplicas del mandatario.

Pero el tema que nos concierne no es hacer una cronología de Chávez y su letargo hasta la muerte. Lo que impulsa este artículo es una pregunta que muchos economistas, tanto dominicanos como de otras naciones, intentan responder: ¿Qué pasará con PetroCaribe?

Antes de aclarar la inquietud del millón de dólares, es menester contar un poco de historia para entender -y hasta justificar- cuál sería el destino del acuerdo bilateral.

El 10 de abril de 2011 el presiente dominicano Leonel Fernández aseguró que, sin importar quién gobierne Venezuela, el pacto petrolero se mantendrá porque fue un compromiso firmado en el 2005 a 20 años. O sea, que culminaría en el 2025 si las partes no cambian de parecer.

El embajador de Venezuela en el país, Alfredo Murga Rivas, emitió una declaración apoyando la consideración del jefe de Estado criollo, aunque no fue tan enfático porque, quizás, conozca cómo se manejen los empresarios en su país y Petróleos de Venezuela S.A. (PDVSA) está dirigida por inversionistas.

El acuerdo lo firman los presidentes Leonel Fernández (República Dominicana) y Hugo Chávez (República Bolivariana de Venezuela) el 25 de junio de 2005 en Jamaica. Se realizó con mutuo interés de "fortalecer el crecimiento económico en un ambiente de paz y justicia social", según lo establece el tercer párrafo del convenio.

En el primer artículo del pacto se establece que el país suramericano suministrará 50,000 barriles de crudo diarios a Quisqueya. Venezuela no ha dejado de cumplir su parte, pero el problema se ha dado porque la Refinería Dominicana de Petróleo (Refidomsa) solo puede procesar 14,000 barriles por día y 34,000 si es semi procesado.

Para el ingeniero Ramón Alburquerque, quien fue secretario técnico de la Presidencia en el Acuerdo de San José (1982), las limitaciones de la Refidomsa han complicado la importación de crudo, por lo que también se contemplan la entrada de derivados.

Sin embargo, el tranque que se podría generar en la continuidad del convenio no son los barriles que entran a República Dominicana, sino la deuda acumulada que ya se tiene con Venezuela.

El ministro de Industria y Comercio, Manuel García Arévalo, informó que entre 2010 y 2011 la deuda con PetroCaribe se incrementó de 400 a 600 millones de dólares, debido al alza en el precio del petróleo.

Por tal razón, el monto general desde 2005 a la fecha asciende a nada más y nada menos que 2,500 millones de dólares. García Arévalo adelantó que se acordó pagar entre 50 y 60 millones cada año para reducir la millonaria deuda.

Cada año la deuda acumulada ronda los 600 millones de dólares. De esos, se suponía que pagarían 70 millones con especias (habichuelas y otros productos nacionales), pero con los 900 millones de pesos que le debe el Estado a los productores, ese negocio sigue "en veremos".

Y más aún, un párrafo del tercer artículo del convenio establece que el gobierno dominicano podría pagar en especias o servicios, pero cuando se hizo el primer pago de 10,000 toneladas métricas de habichuelas -cuando el acuerdo eran 20,000- las autoridades venezolanas se molestaron porque, según Alburquerque, los granos entregados no fueron sacados de suelo criollo, sino comprados en Centroamérica.

"Tenemos una deuda cuantiosa para nosotros, pero pequeña para Venezuela porque produce tres millones de barriles de petróleo diariamente. República Dominicana lo que debe es prepararse para asumir su compromiso y lo que se ha hecho es tomar más dinero prestado y gastarlo de manera irresponsable", reflexionó Alburquerque.

El acuerdo contemplaba otorgar facilidades de pago al gobierno dominicano para la construcción de obras de carácter social. Al sol de hoy lo que se ha hecho, según el economista Henry Hebrard, es cubrir parte del déficit energético con los beneficios que le genera PetroCaribe.

Al también directivo de la Cámara de Comercio Domínico Francesa le preocupa que el Gobierno utilice los fondos provenientes del acuerdo "en el subsidio de electricidad".

Para él, la deuda acumulada que ya tiene el país caribeño con el suramericano no representa un problema de gravedad, "siempre que esos recursos vayan al desarrollo agrícola, educativo, de salud y energético".

"Parte del problema con PetroCaribe es que estamos utilizando los fondos para tapar básicamente el subsidio en electricidad y eso es el peor uso que se les puede. Eso me preocupa", confesó Hebrard.

 Al respecto, el ministro de Agricultura, Luis Ramón Rodríguez, dijo que en el 2013 el Gobierno tratará de diversificar los rubros que sirven para pagar el Acuerdo de Petrocaribe, y entre los nuevos productos de pago estarán zanahorias, remolachas, vegetales frescos, repollo y papas. 

Rodríguez puntualizó que a principios del año se reanudarán las exportaciones de habichuelas negras, para lo cual se importaron 1,200 quintales de Estados Unidos, que servirán como cultivo inicial de los que se espera obtener una producción de 10,000 toneladas. 

La Provincia de San Juan de la Maguana y el Municipio de San Rafael del Yuma, en la Provincia La Altagracia, son los lugares donde están localizadas las plantaciones.

 Acápite del acuerdo

Es necesario aclarar que el pacto no contempla precios más bajos para la compra de crudo, sino un financiamiento más cómodo comparado con otros países exportadores. Se establece en el tercer artículo que cuando el precio del barril sobrepase los 50 dólares, la tasa de interés sería de un 2%.

Otra forma de pago

Una de las posibilidades que tiene República Dominicana de cubrir parte de la deuda con PetroCaribe es brindar un servicio turístico con tasas muy cómodas para los venezolanos. Lo que se plantea es que el Estado oferte combos de viajes que incluyan facilidades para los turistas, previo acuerdo con los hoteleros del país.

"También se puede pagar con planes turísticos y hasta sería bueno porque eso dinamizaría el sector. Pero, lamentablemente, eso tampoco se ha tomado en cuenta", resaltó Alburquerque.

Fue puntual al decir que sea cual sea la vía que considere el gobierno dominicano para cubrir la deuda con el acuerdo venezolano, algún día tendrá que asumir la responsabilidad y pagar.

Posibles soluciones

Con el acuerdo entre República Dominicana y la empresa multinacional Barrick Gold para explotar las minas de oro en Pueblo Viejo, Cotuí, los anfitriones recibirán cerca de 2,000 millones de dólares anualmente.

Otra forma de pago que plantea Alburquerque es explotar la posición geográfica del país fabricando varios puertos y facilitando el acceso aéreo a escalas.

"Somos el centro del Atlántico y allí están los ricos del mundo. Convertir el país en un centro de distribución mundial sería una de las salidas más viables para la entrada de ingresos a la nación", propuso.

¿Seguirá PetroCaribe?

En conclusión, que se mantenga o no el acuerdo no dependerá del pacto firmado en 2005, de lo que República Dominicana haga con los beneficios obtenidos, ni siquiera del arrastre que haya dejado Chávez antes de morir. Dependerá, única y exclusivamente, de lo que determine la plana mayor de PDVSA.

Desde ya muchos ruegan porque el nuevo gobierno dé continuidad a la herencia del comandante, pero esa decisión sólo está en la cabeza del nuevo presidente venezolano.

Contrato inédito http://www.alianzabolivariana.org/pdf/AcuerdoDominicana.PDF 

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.