Internacionales|19 sep 2013, 10:36 AM|POR Diario Libre

La recuperación económica es desigual en Estados Unidos

Los inmigrantes con grados universitarios o mayores se incrementaron en más de 4% a 9,8 millones
WASHINGTON  - A pesar de que la economía estadounidense mostró señales de mejoría y que los niveles de pobreza descendieron, nuevos datos del censo en Estados Unidos indican que los avances son vacilantes y disparejos. Dependiendo de la educación, raza, ingresos e incluso del estado civil, no todos los segmentos de la población están viendo un cambio económico.

La pobreza ha aumentado en las familias con madres solteras. Más personas están cayendo al grupo de menores ingresos. Y después de las primeras señales de cada vez más movilidad, menos gente se está mudando debido a que la adquisición de vivienda bajó por quinto año consecutivo.

"Estamos en recuperación selectiva", dijo William H. Frey, demógrafo de la Institución Brookings y quien analizó los números.

El sondeo anual de indicadores socioeconómicos cubre todo el año pasado, representando el tercer año de una recuperación tras una recesión.

Las cifras, dadas a conocer el jueves, también muestran un ritmo de crecimiento levemente más rápido en la población nacida en el extranjero, que se incrementó a 40,8 millones, o 13% de la población en Estados Unidos. El arribo de 440.000 inmigrantes fue contrario al descenso del influjo en 2011, cuando muchos mexicanos que ya estaban en Estados Unidos optaron por regresar a casa.

Muchos de los nuevos inmigrantes ahora son trabajadores calificados de países asiáticos como India y China. El número de inmigrantes en Estados Unidos con educación inferior al nivel secundaria, que conforman la mayoría de la población total nacida en el extranjero, bajó ligeramente en 2012 a 10,8 millones. Los inmigrantes con grados universitarios o mayores se incrementaron en más de 4% a 9,8 millones.

En total, 21 estados experimentaron descensos el año pasado en su población hispana nacida fuera de Estados Unidos, encabezados por Nuevo México, Illinois y Georgia.

La cifra de estadounidenses viviendo en pobreza permaneció casi sin cambios en un récord de 46,5 millones. Las familias con madres solteras en pobreza se incrementaron por cuarto año consecutivo a 4,1 millones o 41,5%, coincidiendo con tendencias de más largo plazo de un descenso en el matrimonio y de nacimientos de niños fuera de éste. Muchas de estas madres son de bajos ingresos y poca educación. El segmento de familias de parejas casadas permaneció sin cambios en 2,1 millones u 8,7%.

Por raza, una creciente proporción de niños pobres son hispanos, un récord de 37% del total. Los blancos representan el 30% y los negros el 26%.

Las cifras también revelan una creciente inequidad económica, un tema que el presidente Barack Obama prometió atendería de manera prioritaria durante su gobierno. El la movilidad socioeconómica en Estados Unidos se ha visto afectado por el deterioro del mercado laboral y la desaparición a largo plazo de empleos de mediana calificación debido a la globalización y la automatización.

Los datos del nuevo censo muestran que los hogares de bajos ingresos son una porción creciente de la población, mientras que los grupos de ingresos medios y altos se encogen o mantienen sin cambios.

Por ingresos, 24,4% los hogares ganaron menos de 24.999 dólares anuales en 2012, comparado con el 21,7% de cuatro años antes. La porción de hogares que ganaban de 50.000 a 99.999 dólares bajó de 31,2 a 29,9%. La cifra de los que ganan más, con 200.000 dólares, se redujo de 5 a 4,6% en ese periodo.

La debilidad de la economía también significó menos mudanzas en 2012.

Luego de mostrar señales de mayor migración en 2011, menos estadounidenses cambiaron de lugar de residencia, muchos por las pocas oportunidades de trabajo o por la imposibilidad de comprar una casa.

La migración dentro de Estados Unidos bajó 0,2% en 2012, luego de subir marginalmente el año previo. Aunque el número de mudanzas de larga distancia se mantuvo estable en 2,3%, los cambios dentro del mismo condado bajaron a 9%, en particular entre los adultos jóvenes de 18-34 años.

Los demógrafos dijeron que ello indica una reducción en las oportunidades laborales y una menor capacidad para comprar casa. Los adultos jóvenes por lo general se mudan lejos para buscar una nueva carrera, mientras que aquellos hacen mudanzas locales lo hacen cuando compran una casa.

La compra de viviendas disminuyó por quinto año consecutivo a 63,9%.

En 45 estados y el Distrito de Columbia las tasas de pobreza permanecieron sin cambios en altos niveles. Misisipí, la entidad más pobre en el país, fue una de tres donde se incrementó de 22,6 a 24,2%. California y Nueva Hampshire fueron los otros.

En Minnesota y Texas el porcentaje de personas en pobreza bajó.
Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.