Noticias|04 ene 2013, 12:00 AM|POR Omar Santana

Víctimas de incendio en Los Guandules están inquietas

Gabriel Payano, uno de los afectados, sufrió crisis nerviosa
Ivelisse Adames (azul) es llevada fuera de la vecindad.

SANTO DOMINGO. Las ocho viviendas quemadas por un fuego en el sector de los Guandules formaban ayer una línea de escombros de zinc, madera chamuscada y cenizas. Mientras la desesperación empieza a colmar la paciencia de los moradores, al producirse ayer y la tarde del pasado miércoles conatos de violencia.

DL llegó ayer al callejón Payano, en la calle Ricardo Carty, y fue testigo de una discusión entre la víctima de violencia doméstica donde se desató el fuego, Ivelisse Adames, y el resto de los vecinos cuyas viviendas están quemadas. No se ponían de acuerdo en los sucesos que provocaron el siniestro, porque Adames admite que no sabe qué pasó después de que fue golpeada y cuándo inició el incendio. En tanto que los vecinos le demandan que reconozca a su ex pareja como culpable.

Gabriel Payano, el primer hombre en auxiliar a Adames la noche del fuego, se encontraba ayer detenido en el destacamento de Los Guandules. La familia dijo que Payano entró en una crisis de nervios y salió a buscar al acusado, Diómedes Ubrí Solís, llegando a casa de unos familiares de él y allí comenzó a gritar improperios y amenazas, lo que generó querellas a la Policía Nacional y la detención de Payano, a quien ayer se le habían administrado medicamentos.

Otra situación fue la discusión entre vecinos que trataban de recolectar metales del área devastada. Supuestamente uno sacó un machete para evitar que otro continuara su labor de recolección, por lo que fue necesaria la intervención de otros moradores.

"Esto no está fácil. La gente se está desesperando y hay algunas personas que no entienden que Ivelisse es la que está peor de todos aquí", dijo Tito Payano, cuñado de la víctima de violencia doméstica. La casa de Tito es la única de las nueve casas afectadas que no se quemó, pero tiene una pared quemada. Allí pernoctan varias de las familias.

Hasta ayer los moradores solo habían escuchado promesas de ayuda por parte del Gobierno central. "Nos dicen que no quitemos nada (que no limpiemos) para que tomen las fotos y vean lo que hay", dijo Isabel Payano.

Prófugo

Hasta las 3:30 pm. de ayer continuaba prófugo Diómedes Ubrí Solís, 40 años, a quien se responsabiliza por el incendio. El portavoz de la Policía, general Máximo Báez Aybar, admitió ayer que el hombre continuaba en libertad. Ubrí Solís es acusado también de violencia doméstica tras golpear a trompadas, amenazar con un puñal y lanzar una pedrada a Ivelisse Adames, la madrugada del 1 de enero, cuando ocurrió el siniestro.

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.