Ecos|02 dic 2009, 12:00 AM|57|POR Tania Molina

Ateos se congregan, forman Ateodom

La agrupación funciona desde mayo pasado y ya cuenta con más de 400 miembros
La sede de Ateodom se encuentra en casa de su presidente, Quilvio Vásquez, en Los Frailes.
Santo Domingo. Ser ateo parecía una rebeldía individualizada de pocos alcances, pero este modo de ver el mundo se organiza en el país y ya cuenta con unas 400 personas que abiertamente dicen que no creen en Dios. El grupo se reúne desde mayo pasado como la Asociación de Ateos Dominicanos (Ateodom), cuyo registro de nombre fue recientemente aprobado por la Oficina Nacional de la Propiedad Intelectual (Onapi), aunque funciona desde años antes, según cuenta su presidente, Quilvio Vásquez.

Para los ateos, la Biblia, la Fe o la religión no son más que conceptos "vulgares" y "mentirosos", y por el contrario propugnan por el bienestar del hombre por el hombre mismo. A su modo de ver, todo cuanto posee el hombre, ha sido fruto de trabajo y esfuerzo, y no por misericordia divina.

Vásquez, ideólogo del grupo, narra que se hizo ateo desde los 16 años, cuando las religiones no pudieron, a diferencia de la sicología, sanarle el peso de conciencia ante un penoso suceso en su vida. Los foros en internet que le permitieron entrar en contacto con personas de otros países de igual ideología, cultivaron en él su divorcio del cristianismo. Vásquez dice que desde hace unos diez años ha mantenido una posición pública de su pensamiento que manifiesta con escritos en algunos medios de comunicación.

Ateodom se congrega en la casa de su presidente en la Urbanización Los Frailes, en Santo Domingo Este, pero como forma de llegar hasta los "creyentes", realizan encuentros en lugares públicos, que sean bien frecuentados por todo tipo de personas, según cuenta Daniel Ureña, tesorero de Ateodom.

Por lo regular, los encuentros se hacen cada martes, y además de atender las cosas administrativas de la agrupación, se enfocan en el estudio de la Biblia. En la actualidad, el grupo aboga por una educación laica, donde no se impongan los preceptos de las religiones.

"Algo que me gustaría expresar es que la asociación de ateos está luchando por una sociedad más justa. En nuestra sociedad habrían más hospitales que iglesias, más escuelas que iglesias y los recursos de esa sociedad se emplearían para valorar más la vida, para enseñarle al ser humano que todos somos responsables de la sociedad en que vivimos", dice Vásquez.

Perdonar no es una virtud, es un error"

El ateísmo genera curiosidad y su presidente responde a algunas interrogantes.

P. ¿Por qué estudiar la Biblia?

R. Porque si hablamos con un religioso tenemos que tener los conocimientos para rebatirle. Pero leemos la Biblia como un libro de cualquier autor, como Shakespeare.

P. ¿Y qué cosas han encontrado en la Biblia?

R. La Biblia es un libro perverso desde el principio hasta el final. Ahí no hay nada bueno. Desde el comienzo hasta el final pretende desviar la naturaleza humana. Lo primero es que trata de convencerte de que eres un ser malo, tanto, que el supuesto creador se arrepiente de haberte creado. Y siempre busca el rechazo de ti mismo para perseguir un ideal que es Dios, pero hay tanta maldad en Dios que jamás tú podrías alcanzar la perfección del género humano.

P. ¿Cuál es su ideología?

R. Acabar con el pensamiento de que existe un Dios que nos dirige. A la persona la dirige ella misma. Y eso hizo que formáramos el grupo, porque entendía que no hay derecho para que alguien se moleste por que otro exprese su forma de pensar diferente.

P. ¿Y cómo los recibe la gente?

R. Con rechazo. Desde los vecinos, los amigos, las instituciones. Incluso Onapi cuando solicitamos el reconocimiento, nos respondieron que esa organización violaba los principios morales de la sociedad, eso porque toda religión pretende ser una guía moral, pero esa guía no depende de los convenios que hacen los hombres para convivir.

P. ¿Existe condición para entrar a Ateodom?

R. Aprender a usar la razón, eso es fundamental. Los escépticos dudan de todo, pero el ateo es totalmente diferente. Es una persona sin dioses. La palabra creer para nosotros no existe, lo cierto no está sujeto a dudas. La fe es una vulgar mentira, es una renuncia a la realidad. Otro requisito es la moral, que para ser parte de una sociedad tienes que tener ciertas reglas morales. Y por ello decimos que en una sociedad atea las relaciones de convivencia serían sanas, puras, elevadas en el amor, con el principio de compartir a su máxima expresión. Se basaría en la virtud humana. El cristianismo, en cambio, es una doctrina frustrante, llena de odio a sí mismo. Jesús era tan bárbaro que dice que en un minuto se puede borrar toda una vida de maldad.

P. Pero el perdón es una virtud humana...

R. No. La maldad no puede ser perdonada. Si tú le enseñas a todos que la maldad no puede ser perdonada, tendríamos una sociedad pura. El perdón no es una virtud, es un error.
Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.