.
DE BUENTA TINTA|19 nov 2012, 12:00 AM|2|POR Diario Libre

Extraña la precisión con la droga

En un país sin estadísticas, extraña el dato

La curiosidad, se dice, mató al gato, pero la muerte del gato no mató la curiosidad. Lo contrario de que muerto el perro se acabó la rabia.

Con frecuencia se informa que uno y a veces hasta dos hombres fueron muertos en un punto de drogas. La curiosidad que no muere, o acaso resucita, se pregunta cómo se sabe que ese era un punto de drogas.

Una vez se dio un dato espeluznante, pero tampoco se sació la curiosidad, de que en todo el territorio nacional existían treinta y cinco mil puntos de drogas.

Una cantidad exacta, un número redondo, en un país donde generalmente se dan cifras aproximadas o donde las estadísticas dejan que desear.

De seguro que en Industria y Comercio no saben cuántas pulperías hay, y tal vez ni siquiera colmados, que se suponen negocios registrados o con patentes (alguna vez).

Aunque el detalle es más intrigante, pues en ocasiones la curiosidad se multiplica. Quiere ir más allá de lo debido, que fue la razón de que matara al gato.

Si extraña que se tenga una suma tan precisa, mucho más que no se haya procedido contra esos y fueran eliminados. La pregunta es curiosa, pero igual pertinente. ¿O no?

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Omnimedia 2013 © Todos los derechos reservados.