.
EN DIRECTO|18 ene 2013, 12:00 AM|1|POR Erick Dorrejo

By-pass al Distrito Nacional

La actualidad plantea la necesidad urgente de producir cambios importantes en el área metropolitana del Distrito Nacional con el fin de aminorar los impactos negativos que se producen tanto en este emplazamiento como en los territorios que lo rodean.

Uno de los mayores desafíos para los responsables de gestionar este territorio se encuentra en la necesidad de buscar una solución definitiva a la pesadilla de transitar por las calles y avenidas de este centro metropolitano. No importa el día ni la hora, el centro político-administrativo más importante del país se encuentra congestionado y contaminado debido al incremento del parque vehicular que recorre sus principales vías.

El aumento registrado en la cantidad de vehículos se debe a la inexistencia de un sistema de transporte colectivo eficiente, lo cual presiona a que cada individuo solucione sus problemas de desplazamiento a través del uso de un vehículo privado. Este modelo de transporte donde resulta más efectivo y seguro recorrer la ciudad a través de las opciones individuales en lugar de utilizar las opciones colectivas, incide directamente en una reducción de los ingresos básicos encareciendo aún más la canasta básica familiar. De igual manera el aumento del parque vehicular contribuye con el incremento de los tapones, con el aumento de la contaminación ambiental, la inseguridad vial y la accidentalidad; esto a su vez tiene un impacto negativo en la ciudad, a través de la pérdida de atractivo urbano incidiendo tanto en la reducción de los turistas como en la escasa utilización de los espacios públicos exteriores por parte de los residentes.

Otra razón importante que incide en el aumento del parque vehicular a lo interno del Distrito Nacional se encuentra en la gran cantidad de unidades que atraviesan este territorio como vía directa para llegar a su destino final; sin importar la ubicación en la que se encuentre, la capital se convierte en el lugar ideal para cruzar con rapidez a cualquier lugar del territorio nacional.

Este flujo vehicular se produce como consecuencia de dos factores principales; en primer lugar el trazado del sistema de carreteras a nivel nacional se origina en la capital haciendo de este punto la bisagra de conexión entre las distintas regiones del país, por lo tanto esta centralidad convierte el Distrito en el origen o el cruce de una gran cantidad de movimientos motorizados; en segundo lugar, la construcción de los nuevos corredores a lo interno del Distrito ha transformado sus avenidas en autopistas expresas, las cuales contribuyen en la reducción del tiempo de recorrido. Estos movimientos pueden ser realizados por tres tipos de unidades bien identificadas, unidades de transporte de carga, unidades de transporte colectivo o vehículos privados, caracterizados porque los tres tipos se movilizan entre un municipio y otro; o concluyen su recorrido en la capital de la República.

Ante este escenario se requiere diseñar un by-pass para el Distrito Nacional, que permita consolidar un nuevo sistema de infraestructura vial con la capacidad de conducir el tránsito por una vía periférica garantizando agilidad en los desplazamientos y al mismo tiempo descongestionando la ciudad para el disfrute de los residentes y de sus visitantes.

AM.|18 sep, 12:00 AM|4 COMENTARIOS
Amantes
Editorial|18 sep, 12:00 AM|1 COMENTARIOS
¿Cuál es el problema?
De buena tinta|18 sep, 12:00 AM|
Una calle, ¿de doble vía?...
No respondo...|18 sep, 12:00 AM|
Ley de Partidos ¡ya! (I)
Global y Variable|18 sep, 12:00 AM|
Hoy se pone a prueba
Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Omnimedia 2013 © Todos los derechos reservados.