Choferes: la iglesia en otras manos

OPINIÓN
| 23 ABR 2013, 12:00 AM

El desorden proponiendo una ley...

El sector transporte tal vez sea uno de los más organizados que hay en el país, aun cuando desarrolla sus actividades en puro desorden.

Es más, puede decirse que hace del desorden un negocio y saca grandes beneficios.

No importa si chofer de cargas o de pasajeros, no hay regla que valga ni autoridad que se imponga.

Extraña que haya tantas entidades oficiales para regular el tránsito, y que ninguna pueda, ya no con los choferes, sino con los motoristas.

Esa proliferación es parte del desorden, que como se ve, es un caos consentido.

Los motoconchistas, por su parte, no hacen más que seguir las malas costumbres de los llamados obreros del volante, como eran llamados cuando eran hombres de trabajo y no los ricos empresarios de estos tiempos.

De ahí que deba llamar la atención, y por igual preocupar, que sean los transportistas los primeros en hablar de una nueva ley.

Ante la negligencia de las autoridades, dan un paso al frente y ofrecen salidas o soluciones. Como si la Iglesia en la época de la Reforma se hubiera salvado poniéndola en manos de Lutero.

Como el populismo está de moda, si se descuidan, la cuelan.
COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese
  • 1

    La pregunta del día

    ¿Se manejaron correctamente los organismos de socorro frente a la tormenta Erika?