La fiebre policial

OPINIÓN |
12 ABR 2013, 12:00 AM

El sudor de la sábana no indica que la fiebre esté ahí. Así que también debe quedar claro que en el color de los uniformes policiales no está ni el problema ni la solución de la inseguridad. El cuerpo policial es el que se consume por la fiebre de la incapacidad. Fadul debe saber que el vestido de seda no cambia la mona. Aquí nos encanta agarrar el rábano de los problemas por sus hojas. Somos la sociedad más inclinada a sustituir el ser por el parecer. Las instituciones públicas buscan hacer pensar que trabajan más que trabajar de verdad. hfigueroa@diariolibre.com

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese