No bien se recupera uno de haber disfrutado del arrojo con que emprendió “El estrategicón” y la gracia de “Las 58 leyes del Poder de Juancito Trucupey”, cuando José Miguel Soto Jiménez nos provoca una grata impresión con su nueva obra “Geopolitikiando”, así con k, adrede para interesar y atrapar. Este libro, el número 25 de sus obras repartidas entre poesía, historia y ensayos, con el que certifica su erudición, no puede ser más oportuno y pertinente para forjar en los que dirigen el país, desde todos los estamentos sociales, una conciencia geográfica y debido a la urgencia de que exista una perspectiva mundialista. “Geopolitikiando” viene a llenar dos vacíos: 1. No existe en nuestras escuelas y universidades un texto “nacional” de geopolítica; 2. Hacía falta a los que ejercen las máximas responsabilidades una herramienta, un instrumento, para que sepan cómo proceder desde el punto del globo geográfico en el que están parados.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese