Remesas

OPINIÓN |
30 ABR 2013, 12:00 AM

En el año 2012, las remesas recibidas en República Dominicana aumentaron un 7.2%, después de un descenso en años anteriores provocado por las crisis en Estados Unidos y Europa.

Se recibieron US$3,900 millones, una cantidad importante, crucial para miles de familias dominicanas que sin la ayuda de los familiares que se aventuraron a trabajar lejos de su patria, no podrían salir adelante.

El dato llega en el momento en que se discute un aumento salarial para los trabajadores dominicanos. Es ciertamente un reto afrontar la canasta familiar con los sueldos que devengan el 90% de los trabajadores. Los responsables de llegar a un acuerdo deberán asumir posturas realistas pero generosas. La reforma fiscal ha supuesto un fuerte ajuste a los precios, afectando a los trabajadores, y los costos de producción siguen estando entre los más altos de la región, limitando las posibilidades de creación de empleo y expansión a los empresarios.

En ese contexto, el dinero de la diáspora es todavía indispensable.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese
  • 1

    La pregunta del día

    ¿Debe aceptar el Gobierno la mediación de la OEA en un diálogo entre República Dominicana y Haití?