Revista|10 dic 2012, 12:00 AM|POR Mercedes Guzmán

Consecuencias de los excesos alimenticios en Navidad

Los excesos navideños pueden resultar costosos para la salud.

Santiago. Las fiestas navideñas son las más alegres y divertidas del año, pero la alegría reinante y el deseo de compartir, por lo general nos lleva a cometer excesos, tanto en las bebidas como en los alimentos, convirtiendo una Nochebuena en una pesadilla.

En algún momento de la vida, la mayoría de las personas han vivido estas experiencias y sus consecuencias: vómitos, dolores estomacales, diarrea, cólicos e indigestión, que pueden aliviarse un poco hasta con medicamentos caseros como té y abundantes líquidos. Sin embargo, estos remedios en algunas ocasiones resultan ser muy sencillos y se impone la visita al especialista para evitar resultados fatales.

Ante todo, los profesionales de la salud, siempre recomiendan delimitar los excesos y los abusos de comida y de bebida alcohólicas, es el mejor remedio para evitar fatalidades, sobre todo en el caso de aquellas personas que ya son propensas a tener problemas o complicaciones en el ámbito de la alimentación como es el caso de los diabéticos, hipertensos, entre otros.

La doctora Lucía Torres, gastroenteróloga-endoscopista de la Clínica Bonilla, puso énfasis en la importancia de prevenir los excesos que se suelen cometer en las fiestas de Navidad "Se debe disminuir la ingesta de alimentos que inflaman el páncrea y el hígado como las grasas y el alcohol, sobre todo los hipertensos.

Lo más saludable que se aconseja es seguir durante estas fechas la rutina de los ejercicios frecuentes y apropiados a la edad, una dieta saludable y variada, ingesta moderada de alcohol y supresión del tabaco.

Torre recomienda que, lo ideal sería mantener en Navidad los mismos hábitos saludables que el resto del año, ya sean de tipo alimentario, pero en caso de cometer cumplir un antojitos con los dulces por lo menos que éstos sean compensados al día siguiente y desde luego debe evitarse reiterarlo. Siguiendo esas recomendaciones y haciendo los exámenes periódicos de salud recomendados, se lograría reducir notablemente la mortalidad.

"En el caso específico del alcohol, se recuerda que no sólo afecta la salud física de las personas, sino que también actúa en su cerebro y sobre todo, si va asociado a un automóvil podría costar muchas vidas, que no es nada sorprendente por esta época", expresa la galena

"Algo que no se puede olvidar y que es la clave para no perder la salud y mantener una buena figura es: mejorar la calidad de la alimentación, evitar las calorías, incrementar el consumo de agua, frutas, verduras y vegetales, y aumentar la actividad física (caminar, subir las escaleras en la oficina, no usar el ascensor, entre otras)", dice.

Enfermedades frecuentes de la época

En la actualidad, las consultas más frecuentes según la doctora Torres, son por diarrea, de la cual hay un brote, por lo que se recomienda tener una higiene extrema es la más recomendable.

Por otro lado está la gastritis, que aumenta por el cambio climático actual, ya que trae un incremento en las lluvias y por tanto una aumento en la contaminación del agua potable, lo que a su vez repercute en el desarrollo de múltiples infecciones virales, parasitarias y bacterianas que afectan el tracto gastrointestinal.

Algunas de estas infecciones pueden pasar desapercibidas, pero otras pueden provocar sintomatología como: náuseas, vómitos, evacuaciones diarreicas, deshidratación que puede ir desde leve, moderada, severa e incluso provocar estado de shock hipovolémico que pueden terminar con la muerte del paciente si no se trata a tiempo.

Para prevenir estas afecciones se recomienda extremar las condiciones de higiene tanto de las personas como también de los alimentos que se consumen, como son: El lavado de la manos antes y después de ingerir alimentos, y después de ir al baño, lavar las frutas y verduras con jabón, luego el enjuague con agua purificada o hervida, consumir agua hervida, no compartir con otras personas (incluyendo a adultos y niños) los utensilios que se utilizan para la ingesta de alimentos. Mantener la higiene de las zonas donde se desperdician alimentos o donde se depositan los excrementos.

"Finalmente, si usted siente uno de estos síntomas, visite el expertos, no deje que llegue el año junto con una patología que puede causarle estragos durante el desarrollo de los nuevos planes", señala Torres.

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.