Revista|30 abr 2013, 12:00 AM|POR Severo Rivera

Ángel Haché: "El arte clásico sigue siendo para una élite"

Celebra sus 50 años en el arte con una exposición.
Ver Todas las Fotos (4)

SD. El ser humano y sus dramas existenciales es el tema de la exposición con el que el destacado artista del pincel Ángel Haché celebrará sus bodas de oro el próximo 16 de mayo en la cúpula de la Galería Nacional ubicada en el Palacio de Bellas Artes.

Haché, quien ha tenido una labor prolífica en el arte. Su presencia en la escena ha dejado huella, además de la pintura, en el teatro y el cine.

"Figuras de Cartón es el título de la exposición, la cual es muy especial de quince cuadros, en el que usaremos una técnica diferente y basada en un poema que escribí en la postrimería de la Revolución de abril de 1965".

Su poema es existencialista y relata la vivencia de su familia durante la Guerra Civil.

La producción artística de Haché siempre ha sido en papel. "Casi la mayoría eran dibujos y no fue sino hasta el año pasado cuando incursioné por primera vez que hice una exposición de acrílica sobre tela. Y en esta oportunidad lo hago en tela, pero con un collages que tiene elementos extra pictóricos".

Haché no se graduó como pintor en la Escuela Nacional de Bellas Artes. Su formación como arquitecto lo llevó a inclinarse por el dibujo, gracias a la influencia de sus profesores Domingo Liz y Gilberto Hernández Ortega. "Fui a la España y allí comencé estudiar actuación y a perfeccionarme".

Sus inicios

"Me inicié en el Colegio de La Salle. Allí tomaba ilustraciones de algo que me gustaba y comenzaba a copiarla, pero allí también comencé en el teatro... soy, al igual que los maestros Ramón Oviedo y Jorge Severino, un autodidacta. Experimenté mucho y fui adquiriendo experiencia en el dibujo y la acuarela", reseñó.

Al igual que su esposa, la laureada artista Elsa Núñez, Ángel siempre ha tenido un vínculo con los temas sociales.

En 1966 se involucró en la conformación del grupo cultural La Máscara, un movimiento en el que participaron Marosa Mallorga, Freddy Ginebra y el propio Ángel. "Fue en septiembre de ese año cuando se creó, y ese grupo se dedicó a estimular el arte en todas sus manifestaciones. Nos fuimos involucrando con la sociedad ahí comenzó todo", dijo.

Haché nació en San Pedro de Macorís, y sus pasos en la pintura lo sitúan como una de las grandes figuras del movimiento cultural. Su primera individual fue en 1967.

A partir de su debut comenzó a trillar el camino hacia el éxito.

Reflexión de vida

Aprendió de los grandes artistas que el verdadero artista es el que crea. "Mis dos ultimas exposiciones me han dado una gran oportunidad de crecer, porque al utilizar una temática diferente me he dado cuenta de eso. Ahora tengo la oportunidad de ser más artista".

Su trayectoria ha sido reconocida por el público y organizaciones a través de premiaciones.

No recuerda cuantas obras ha hecho, pero la que inaugurará en mayo próximo será la número 20. "Además he hecho cinco individuales, tres en México, una en Texas y otra en Río de Janeiro".

El relevo

Está feliz porque en la pintura hay relevo, pero le preocupa que en muchas ocasiones no tienen recursos para sustentar su carrera.

Una élite

Ángel Haché criticó que el arte clásico se mantenga para una élite. "Eso es para un grupito de personas y no debe ser. El arte clásico sigue siendo para una élite. Hay que abrirle las puertas al pueblo...aquí todo está muy centralizado, la población debe tener acceso a la Sinfónica, al teatro y a la danza clásica".

Aseguró que el Ministerio de Cultura nunca ha recibido el presupuesto necesario para poder desarrollar su trabajo. "Tengo expectativas con José Antonio Rodríguez, pero sino tiene recursos es poco lo que podrá hacer".

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Grupo Diario Libre © Todos los derechos reservados.