MÚSICA
| 18 OCT 2016, 4:11 PM
|

Springsteen busca en la literatura una “honestidad” que no alcanza la música


Springsteen busca en la literatura una “honestidad” que no alcanza la música
El cantante Bruce Springsteen durante la presentación de "Born to Run", una autobiografía en la que el músico se confiesa en casi 600 paginas.

LONDRES. Bruce Springsteen ha encontrado en la literatura la “honestidad” que en ocasiones no ha podido reflejar en canciones de unos pocos minutos, explicó en un encuentro con periodistas en Londres el autor de “Born to Run”, una autobiografía en la que el músico se confiesa en casi 600 paginas.

Springsteen, de 67 años, se presentó en el Instituto de Arte Contemporáneo de la capital británica vestido con una chaqueta de cuero negro de aspecto rockero, aunque añadió para la ocasión a su atuendo unas gafas para ver de cerca que le facilitaron la lectura de algunos pasajes del libro.

Ante un reducido auditorio, el estadounidense admitió estar más acostumbrado a los conciertos en grandes estadios que a la recogida labor literaria de escribir unas memorias, un trabajo que le ha llevado siete años.

“No hay nadie para aplaudirte cuando acabas de escribir”, dijo sonriendo Springsteen.

“Muchos de mis temas, incluso aquellos que la gente cree que son muy personales, como en el álbum ‘Tunnel of Love’, tienen detrás un trabajo de imaginación. En realidad, me he metido en los zapatos de otro y he imaginado como sería su vida”, relató.

“¡Me he inventado muchas cosas para mis canciones!”, confiesa.

En el libro “Born to Run”, en cambio, desvela aspectos tan privados como el orgullo que siente su madre por su carrera, a pesar de que comienza a sufrir los estragos del Alzheimer, y cómo tuvo que aprender a tratar a sus hijos ante la falta de un referente adecuado en su propio padre.

“Escribir ha sido una oportunidad para entrar en más detalle en la complejidad de las relaciones personales. Ciertamente, he podido hacer eso con mi padre, cuya vida fue mucho más complicada de lo que he retratado a través de la música”, afirmó.

Con el Nobel de Literatura concedido a Bob Dylan todavía de actualidad, Springsteen quiso evitar comparaciones y abrió la charla advirtiendo de que sus objetivos no pasan por alcanzar la gloria literaria.

“Hay una gran diferencia. Bob es ciertamente un poeta. Yo soy un viajero que trabaja duro”, afirmó el músico, que ve “altamente improbable” publicar un segundo libro después de su autobiografía.

Dylan “ha sido un escritor muy influyente. Mucho después de que todos nosotros seamos olvidados, el trabajo de Bob continuará sonando alto y claro”, sostuvo.

Aún así, Springsteen no oculta su admiración por Philip Roth, novelista estadounidense que para algunos críticos ha reunido más méritos que el autor de “The Times They Are a-Changin’” para llevarse el Nobel.

Entre las influencias que han inspirado su escritura en los últimos años, el músico cita asimismo a Dostoievski y Tolstoi, en cuyas obras encuentra la “complejidad psicológica” que ha tratado de reflejar en sus memorias.

Al bucear en su infancia, Springsteen reconoce que soñaba en convertirse en una estrella del rock desde que tiene memoria.

“Tenía la fantasía de que Mick Jagger se ponía enfermo antes de un concierto en Asbury Park y los Stones, por supuesto, me necesitaban a mí para salir al escenario y tomar las riendas”, relató entre risas Springsteen, que creció en una vivienda humilde de Nueva Jersey.

El músico estadounidense admite que el libro no lo revela “todo” sobre su vida, pero sí que mantiene el compromiso de “abrirse al lector”.

A su juicio, el libro resultará particularmente interesante a aquellos aficionados a su música que quieran comprender mejor el origen de sus letras.

El libro profundiza, entre otras cuestiones, en la educación religiosa que recibió hasta los trece años y la honda influencia que han tenido en sus creaciones conceptos católicos como la “redención” y la “gloria”.

“Cuando tienes seis años y estás en primer curso, en clase de religión, lo primero que te presentan es la Biblia, con su increíble mundo de poesía oscura, placer, sufrimiento, alegría y profunda tristeza y felicidad”, detalló Springsteen, que ha continuado utilizando esos conceptos en casi cinco décadas de carrera musical.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese