Irán confirma la pena de cinco años de cárcel para antropóloga franco-iraní

Teherán, 30 jun (EFE).- El Poder Judicial de Irán anunció este martes que la Corte de Apelación ha confirmado la condena de cinco años de prisión de la antropóloga franco-iraní, Fariba Adelkhah, acusada de 'colusión para atentar contra la seguridad nacional'.

La detención de Adelkhah hace justo un año junto a su compañero Roland Marchal, de nacionalidad gala y liberado hace tres meses en un intercambio de presos, ha tensado las relaciones entre París y Teherán.

La condena de cinco años de prisión contra la investigadora franco-iraní se dio a conocer el pasado mayo, cuando su abogado adelantó que iba a recurrir el fallo.

La Corte de Apelación ha confirmado ahora la sentencia dictada en primera instancia, según explicó hoy en una rueda de prensa el portavoz judicial Gholamhosein Esmailí, quien agregó que en esos cinco años se incluirá el periodo que lleva ya presa.

El portavoz recordó que Adelkhah fue asimismo condenada a un año y medio por otros cargos también relacionados con 'delitos de seguridad'.

Las autoridades francesas han instado en numerosas ocasiones a Teherán a liberar a la antropóloga, de 61 años, y condenaron en mayo pasado la sentencia de cinco años dictada.

El ministro francés de Asuntos Exteriores, Jean-Yves Le Drian, dijo entonces que la condena 'no se fundamenta en ningún elemento serio o hecho establecido y reviste por lo tanto un carácter político'.

Francia es uno de los países firmantes del acuerdo nuclear con Irán en 2015 y en los últimos meses ha escalado sus presiones contra Teherán por su incumplimiento del pacto.

También ha movilizado una campaña para pedir su liberación el centro académico francés al que pertenece la investigadora, el prestigioso Instituto de Estudios Políticos (SciencesPo).

Adelkhah obtuvo su doctorado en Antropología en la Escuela de Estudios Superiores en Ciencias Sociales (EHESS) en 1989 y es miembro de los comités científicos de las revistas 'Iranian Studies' y 'Revue des mondes musulmans et de la Méditerranée'.

Irán mantiene encarcelados a decenas de extranjeros o iraníes con doble nacionalidad a los que acusa principalmente de espionaje y usa como palanca de presión contra sus países de origen.

De esta forma, el pasado marzo, Irán liberó a Marchal, el citado compañero de Adelkhah, a cambio de ingeniero iraní Yalal Ruholahneyad, que estaba detenido en Francia e iba a ser extraditado a Estados Unidos. EFE

20200630 https://www.diariolibre.com

Temas

+ Leídas