Compartir
Secciones
Podcasts
Última Hora
Encuestas
Servicios
Plaza Libre
Efemérides
Cumpleaños
RSS
Horóscopos
Crucigrama
Más
Contáctanos
Sobre Diario Libre
Aviso Legal
Versión Impresa
versión impresa
Redes Sociales
MLB
MLB

El hijo de Maris pide que Judge tenga la marca histórica

Cuestiona el récord de Bonds y apunta contra McGwire y Sosa por sospecha de dopaje

Expandir imagen
El hijo de Maris pide que Judge tenga la marca histórica
Aaron Judge agota una de las mejores temporadas ofensivas de la historia de las Grandes Ligas. (AP)

El hijo de Roger Maris no solo quiere que Aaron Judge se convierta en el máximo jonronero en una temporada en la Liga Americana, como ya empató el pasado miércoles en Toronto con 61. También pretende que la Major League Baseball reconozca ese número como el “récord auténtico” en un curso, si bien esa gesta pertenece a Barry Bonds (73) y luego llegan Mark McGwire (70) y Sammy Sosa (66).

Maris Jr., que ha asistido a los últimos nueve juegos de los Yanquis para estar presente en la persecución de la marca y se reunió con Judge y sus padres tras el choque histórico, ha revivido un debate en torno a la legitimidad que deben tener las marcas, un debate que el comisionado Rob Manfred ha rechazado desde que en 2015 se sentó en su oficina de Manhattan.

“Creo que significa mucho para mucha gente que esté limpio, sea un Yankee, juegue de la manera correcta y creo que le da a la gente la oportunidad de mirar a alguien que debería ser reverenciado por batear 62 jonrones y no solo como un tipo que lo hizo en la Liga Americana”, dijo Maris Jr., a la prensa newyorkina.

“Él debería ser celebrado. No puedo pensar en nadie mejor que el béisbol pueda admirar como Aaron Judge, quien es la cara del béisbol, para hacer eso”. Cuando se le preguntó si consideraba que los hitos de Bonds, McGwire y Sosa eran ilegítimos, Maris Jr. dijo: “Sí, lo creo. Creo que la mayoría de la gente lo cree”.

Nada nuevo en la historia de la MLB y el cuestionamiento perpetuo a las marcas.

Cuando Maris perseguía el récord de Babe Ruth en 1961 de inmediato se convirtió más en una defensa de Ruth que en una celebración de Maris. El comisionado Ford Frick dijo que Ruth sería el verdadero poseedor del récord porque alcanzó los 60 en una temporada de 154 juegos, mientras que los Yankees de Maris jugaron 162, y solo 23,154 fanáticos se presentaron para verlo alcanzar el 61.

Ty Cobb, quien saltó al estrellato en la era de la pelota muerta (1907-1928), solía irritarse ante la idea de que los jugadores deberían intentar conectar jonrones. 

“Creo que es importante mostrar mucho respeto por los récords como están registrado. Creo que cuando incumples el área de ajustar registros o poner asteriscos en eso, comienzas un camino hacia abajo que no quieres comenzar”, dijo Manfred en 2015 a MLB.com. 

“Ha habido diferentes eras en el juego donde hubo diferentes cosas que afectaron los números. La era de la pelota muerta. Y un período de tiempo en el que la gente asume o sabe que la gente estaba usando esteroides”, explicó Manfred.

Judge agota una de las mejores temporadas ofensivas de la historia, cerca de cerrarla como ganador de la Triple Corona del bateo.

TEMAS -

Licenciado en Comunicación Social egresado de la universidad O&M. Ejerce como periodista especializado en deportes desde 2001.