|Economía|14 FEB 2018, 12:00 AM

Economía de la amistad

Intercambiamos con ellos experiencias
en la búsqueda de empleos

20180214 https://www.diariolibre.com

El día de la amistad no parece ser propicio para tratar asuntos económicos, usualmente desprovistos del encanto emocional que puede surgir de las relaciones afectivas entre personas. Pero empeñados en no dejar ninguna manifestación del comportamiento humano fuera de su alcance, hay economistas que analizan la amistad como si se tratara de elegir una ocupación o ir de compras a una tienda. Uno de ellos, Alex Setiawan, sostiene que la selección de amigos obedece a la racionalidad económica, aunque no necesariamente de forma consciente. Y añade que dicha selección, igual que otras actividades económicas, involucra tanto costos como beneficios.

Aparte de las nefastas consecuencias que puede acarrear trabar amistad con personas indebidas, el inicio, consolidación y mantenimiento de amistades conlleva un costo derivado del uso de un recurso escaso, en este caso el tiempo. Sería muy costoso llevar a cabo una búsqueda exhaustiva entre una amplia variedad de posibilidades, que abarquen personas de diferentes orígenes, culturas, profesiones, edades y demás rasgos, para entonces escoger entre ellas las más promisorias, sin certeza alguna de que esa oferta de amistad será aceptada y reciprocada.

Dada esa situación, varios economistas afirman que la solución natural es limitar el proceso, confinándolo preferentemente a individuos que comparten muchas de nuestras propias características. Interactuamos con ellos en los colegios, universidades, clubes sociales, asociaciones culturales, viajes, excursiones y lugares de trabajo. Nos apoyamos mutuamente frente a retos que con frecuencia son comunes o similares. Intercambiamos con ellos experiencias en la búsqueda de empleos, tratamiento de quebrantos, compras de casas y vehículos, selección de escuelas, prácticas de deportes y otros menesteres. Y forjamos tales vínculos hasta el punto de que nos sorprenden los casos de amistades entre personas que son “tan diferentes”.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese