• 1

|Planificación|
| 06 SEP 2018, 12:00 AM

Ministro de Economía: “Necesitamos un Estado más descentralizado”

El 29 y 30 de agosto funcionarios de Latinoamérica y el Caribe analizaron las fortalezas y debilidades de los planes de desarrollo territorial con miras a los Objetivos de Desarrollo Sostenibles

Funcionarios refirieron que la mayor parte de la inversión pública termina concentrada en las grandes ciudades.
Funcionarios refirieron que la mayor parte de la inversión pública termina concentrada en las grandes ciudades.
20180906 https://www.diariolibre.com

SANTO DOMINGO. Al ministro de Economía Isidoro Santana le preocupa la alta centralización del Estado y el débil poder de decisión de los municipios, que influyen directamente en la planificación territorial.

“Los latinoamericanos no sé cómo vamos a hacer pero necesitamos buscar la forma de conseguir un Estado más descentralizado”, dijo ante un foro com- puesto por representantes del área de planificación y economía de países de la región.

Sobre la República Dominicana, puntualizó: “Intentamos hacer algunas cosas, mover algunas cosas, pero nos encontramos con la enorme debilidad institucional de los municipios sobre todo para cobrar sus propias fuentes de financiamiento”.

Recomendó que se planteó que como el Gobierno depende más de los impuestos indirectos porque son más fáciles de cobrar, que los recaude y les transfiera 10 % a los municipios de los ingresos fiscales.

“Creo que cometimos un error enorme -dijo-, y es que no se trazó una frontera muy clara de dónde está la potestad de gasto: si en la nación o el municipio, y eso provocó, en una cultura centralista, que aun cuando lo que se trata es de reparar un camino vecinal o de definir sobre la disposición de los desechos o de la organización del tránsito, pues la gente seguía reclamándole al Gobierno nacional (...) y el Gobierno nacional entonces reaccionó incumpliendo en la práctica ese mandato de transferir el 10 por ciento de los ingresos”.

La semana pasada, en el último día de la XXVII Reunión de la Mesa Directiva del Consejo Regional de Planificación del Instituto Latinoamericano y del Caribe de Planificación Económica y Social (Ilpes) -que forma parte de la Cepal-, Santana alertó: “Si no logramos resolver en gran medida estas cosas, el cumplimiento de muchos de los Objetivos de Desarrollo Sostenible está en riesgo”.

Ya un día antes, el ministro había advertido que la ausencia de dos instrumentos legales están impidiendo un mayor desarrollo del país. Desde hace más de cuatro años el Poder Ejecutivo entregó al Congreso los proyectos de la Ley de Regiones Únicas y la Ley de Ordenamiento Territorial y Uso de Suelos sin que hasta el momento se hayan aprobado. Santana afirmó que el Estado necesita de esas normas para poner un poco de orden.

“Aquí cada institución del Estado tiene oficinas regionales diferentes de otras y entonces es muy difícil coordinar el trabajo. Y, tanto por cuestiones medioambientales como de desarrollo social, hay que tener un determinado orden de cuáles son los espacios que se pueden usar para cada actividad humana”, dijo.

Entre tanto, el director de Inversión Pública, Miguel Hernández, recordó que la Ley de Estrategia Nacional de Desarrollo 2030 obliga la República Dominicana a llevar adelante una descentralización. Cree que el efecto puede ser una mejor repartición de la inversión, con lo que se reduzca la desigualdad y la tendencia a que la mayor parte de los recursos se inyecte en las grandes ciudades, dejando a las regiones fronterizas en niveles inferiores de desarrollo y, por tanto, con más pobreza.

El impacto del clima

El presidente del Centro Nacional de Planeamiento Estratégico (Ceplan) de Perú, Javier Abugattás, recordó los efectos, en algunas naciones devastadores, que tiene la situación del clima en el mundo. “El cambio climático nos está golpeando por todos lados”, dijo.

Y Diane Quarless, directora de la sede subregional de la Cepal para el Caribe, destacó que seis países caribeños están entre los más vulnerables del mundo, lo que explica que durante las últimas tres décadas los daños por el paso de huracanes e inundaciones han sumado US$6,000 millones. “La vulnerabilidad también es económica, porque afecta la capacidad productiva e incrementa la deuda de los países”, expresó.

Durante la reunión regional, Jamaica y Dominica, dos naciones recurrentemente afectadas por los huracanes, hablaron de sus experiencias y de los intentos por reducir, a través de la planificación territorial, el impacto devastador de esos fenómenos.

En Jamaica, según explicó su directora de Programas del Instituto de Planificación, Elizabeth Emanuel, la situación les ha llevado a enfocar sus políticas públicas en medidas de financiamiento para prevenir desastres.

Entre tanto, la secretaria permanente del Ministerio de Planificación y Desarrollo Económico de Dominica, Gloria Joseph, dijo que se está construyendo un plan que permita que ese país sea resiliente a los desastres climatológicos. El año pasado el paso del huracán María dañó 90 % de la agricultura de Dominica y ocasionó ese mismo porcentaje de impacto, en menor o mayor medida, en todas las infraestructuras del país. De allí la urgencia de reducir la vulnerabilidad.

Image
¿El planificador se hace?

¿Un buen planificador nace o se hace? Para Patricio Proaño, se hace. El secretario general de Planificación y Desarrollo del Ecuador abogó por la formación de planificadores especializados en el seno del Ilpes o en las universidades. “Si nosotros no somos conocedores de cómo planificar, de cómo manejar primero los planes y después los recursos, nos quedaremos siempre manejando los recursos en función de intereses muy particulares”, dijo.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese