La modelo que aprendió a amar su cuerpo

$!La modelo que aprendió a amar su cuerpo

Natalia Lorenzo pasó de sufrir desórdenes alimenticios por no estar a gusto con su cuerpo a ser la protagonista de una exposición en la pasada Semana del Arte de Miami. Ahora causa sensación en las redes sociales por su belleza carnosa y también por su mensaje.

La modelo de tallas extra se dio a conocer gracias a “The Art of Beauty” (el arte de la belleza), una exhibición independiente que se presentó en diciembre pasado en Wynwood, el barrio artístico de Miami, y en la que demostró que la belleza femenina no se limita al estándar creado por el mundo de la alta moda. Las fotos en las que Lorenzo aparecía en ropa interior de color negro mostrando su figura en todo su esplendor le dieron la vuelta al mundo e instantáneamente le ganaron decenas de miles de seguidores en las redes sociales.

Hasta la fecha, esas imágenes, que estaban acompañadas en la exposición de un audio de Natalia hablando acerca de su cuerpo, tienen más de un cuarto de millón de “likes” (me gusta) solamente en Twitter.

“Nunca pensé que mi cuerpo pudiera ser visto como arte”, expresó a Efe la joven nacida en Colombia y llegada a Estados Unidos de niña. Esa experiencia le confirmó algo muy importante: “las mujeres venimos en todos los tamaños y figuras. No estamos limitadas al maniquí súper delgado y sin curvas que a veces nos venden como el estándar de belleza en esta sociedad”.

Este es el mensaje que ella desea transmitir al mundo entero, pero sobre todo a las jóvenes que sufren de baja autoestima si su belleza no se adapta a la imagen de la modelo alta y superdelgada que siempre ha imperado en las pasarelas y en las revistas de moda.

“Cuando era jovencita desarrollé muchos complejos con mi cuerpo. Incluso algunos familiares desde Colombia me decían ‘Cuídate, que estás engordando’”, dice Lorenzo, quien durante muchos años sufrió de depresión y ansiedad e incluso padeció desórdenes de la alimentación.

La modelo que aprendió a amar su cuerpo

Durante una época la joven comía en forma compulsiva y luego se obligaba a regurgitar los alimentos para no engordar. “Me sentía nauseabunda, fatigada, con mucha tristeza, ansiedad y depresión”, confiesa.

Hasta un día que “me cansé de la negatividad, de esconder mi cuerpo y de sentirme mal conmigo misma”, agrega. Ese cambio de actitud marcó una diferencia en su vida, pues le hizo tomarse en serio a las personas que le sugerían que fuera modelo. “Muchos amigos me lo decían, e incluso personas a través de Instagram: ‘eres muy bonita, ¿por qué no modelas?’. Entonces me armé de valor y empecé a hacer algunos trabajos, aunque solo a nivel local”, dice.

En la actualidad Natalia tiene contrato con Curves, la división de la agencia DAS Model Management que trabaja con modelos “plus-size” (talla extra). De esta manera, dice, ayuda a representar una imagen sana y natural de la mujer “de verdad”.

“Mi objetivo ahora es ser una inspiración para otras personas que tienen los mismos problemas y ser un modelo para hombres y mujeres de todo el mundo mientras disfruto de mi nuevo yo y mi visión de la vida”, expresó. Para ello tiene muchos planes. Sueña con la actuación, la televisión y la posibilidad de escribir un libro para compartir sus vivencias y también quiere crear su propio canal en Youtube.

“Muchas personas se comunican conmigo a través de las redes sociales y me dicen que he impactado sus vidas, que se sienten empoderadas y con mejor autoestima”, agrega con satisfacción. “Y eso me hace feliz, porque es lo que quiero. Espero cambiar las vidas y las mentes de otros en todo el mundo”, subraya.

EFE
20180111 https://www.diariolibre.com

+ Leídas