“La culpa siempre viene con la maternidad”

Por|| 20 MAY 2017, 12:00 AM

Seamos claros: ser madre no es un camino de rosas. Hasta el perfecto ejemplo de amor incondicional guarda sus luces y sombras, sino pregúntenle a Anier Barros y a Esmeldy Chávez, conductoras y productoras del programa radial Nuestra Familia. Ellas, quienes también se estrenan como actrices en la obra “Súper Mamá en el Salón de la Justicia”, en escena próximamente, nos muestran en una de las entrevistas más sinceras, una maternidad sin pose.

A su parecer, ¿qué es lo más irritante de ser mamá?

Esmeldy Chávez: Para mí, que soy súper dormilona, estar disponible durante toda la noche. Este es un trabajo sin horario, puedes estar en el sueño más profundo y aun así toca ejercer las funciones.

Anier Barros: Si bien disfruto la maternidad, considero que lo más tedioso son los nuevos procesos: cuando deben dejar el biberón, el pañal, que si caminan... Para un niño que no entiende muy bien todo esto, es un trabajito 24/7.

¿Qué es lo que no se ve de la maternidad?

Anier: La entrega incondicional. En este momento estoy en el proceso de que mi hijo deje de usar el pañal. Hay noches en las que se queda dormido a mi lado y me moja. Cuando sucede, tengo que levantarme de la cama con todo el amor del mundo y lidiar con eso.

Esmeldy: No se ve todo lo que voluntariamente y con amor sacrificas por ellos como mujer. Cuando nació mi primera hija, decidí no trabajar por un tiempo para dedicarme exclusivamente a ella. Son cosas que no se ven en la maternidad, cómo tienes que invertir el doble en tu carrera para compensar el tiempo que le dedicaste a tu hijo o cómo tienes que posponer actividades para poder cumplir con tu rol. Tal vez mi carrera no va a la velocidad que me gustaría porque elegí estar con mis hijos, llegar temprano para hacer las tareas y acostarlos. Hasta que no se equilibre la paternidad, la mujer continuará sacrificando siempre mucho más.

Entonces, ¿toca elegir entre una buena madre o una exitosa profesional?

Anier: Pienso que no se puede tener todo en la vida. Hay personas que tienen sus hijos y que, por dedicarle tanto tiempo a su carrera, se pierden de muchísimas experiencias que luego lamentan. En mi caso, mi hijo y mi familia son mi prioridad.

Esmeldy: Estos siete años que tengo como madre nunca los cambiaría. Aunque tenga que partirme en dos para poder trabajar y ser madre, me gusta y lo disfruto; pero claro, hay que sacrificar. Por ahora, no es el mismo caso en el hombre. Socialmente no se les critica ni se les juzga si ellos deciden dedicarse de lleno a su profesión, pero si ves a una madre trabajando de ocho de la mañana a nueve de la noche, automáticamente se le etiqueta como mala. Aunque la mujer haya salido al mundo laboral, tenemos que estar en ambos lados.

“La culpa siempre viene con la maternidad”

Esta situación de estar en tantos lugares, ¿no les hace sentir culpables?

Anier: La culpa siempre viene con la maternidad. Si quieres ser una madre entregada, siempre vas a sentir que no estás al cien por ciento con tu hijo si le dedicas tiempo a otra cosa. Es algo que uno debe manejar porque no te puedes dejar arropar por la culpa. Si te olvidas de que también eres una mujer, esposa, hija y profesional, no es sano. Al principio, a las dos horas de estar fuera de mi casa ya empezaba a sentirme mal, hasta que poco a poco entendí que Andrés, mi hijo, no se iba a morir si no estoy un rato. Todas las madres sienten culpa, es casi inevitable.

Esmeldy: Muchas veces, sobre todo en esos días en los que tengo una agenda laboral súper apretada, llego a la casa y hasta les pido perdón cuando los beso. Cuando esto sucede, procuro que los otros días no sean tan demandantes. ¡Ay y cuando viajé por primera vez sin ellos! ¡Sentí que los había abandonado!

¿Existe la mamá perfecta?

Anier: Creo que todas somos perfectas. El señor le da a cada mamá el bebé que le toca. Les damos lo mejor a nuestros hijos, nuestro yo especial y eso nos hace perfectas. ¡Claro que cometemos errores y metemos la pata! pero lo importante es que lo hacemos con amor.

Como profesionales y emprendedoras, ¿cómo lidian con los señalamientos?

Anier: Si tú estás segura de lo que estás haciendo, no te afectan. Solo tú sabes las veces que te levantas de noche para saber cómo están o qué calzoncillos se ponen. Uno no se puede llevar de la gente porque no cuentan con toda la información.

Madre, esposa, empresaria, mujer... ¿cómo lograr ese equilibrio?

Anier: Priorizando. Cuando tienes tantos roles, hay que dividirse y tratar de hacerlo lo mejor posible. Esmeldy: Con mucha organización. Cada noche preparo mi agenda con todas las actividades pendientes. Al principio es difícil pero es como montar bicicleta. Sientes que te está llevando quien te trajo pero después le coges el piso.

Cuéntanos de Nuestra Familia Radio, ¿por qué hacer un programa dedicado a la familia?

Esmeldy:

Porque si queremos cambiar el rumbo de la sociedad, tenemos que trabajar la familia. Todas las personas que habitan en nuestro entorno, los buenos y los malos, vienen de una familia. Cada ser humano merece una familia funcional y queremos aportar en eso.

¿Y en qué quieren que se convierta?

Anier: Nuestra Familia ha ido creciendo. Aparte del proyecto radial, hemos incluido otras actividades como la Universidad de la Familia, una serie de charlas, talleres y conferencias impartidas por expertos. Además, todas las semanas publicamos consejos prácticos y reflexiones en un periódico local, y nuestra página web y redes sociales siempre se mantienen muy activas. Ahora también incursionaremos en el teatro con la obra “Súper Mamá en el Salón de la Justicia”.

“La culpa siempre viene con la maternidad”

Entonces, ¿las madres muestran sus súper poderes o confiesan sus debilidades?

Anier: Un poco de ambos. La obra presenta un desfile de madres que van a un salón de belleza y, como si fuese un confesionario, cuentan sus problemas, frustraciones y encantos de ser mamás a unas excéntricas saloneras. Estamos seguras de que la disfrutarán muchísimo.

Esmeldy: Ambas tenemos una vena de actrices, por lo que decidimos preparar un proyecto dirigido a las madres y que lleve nuestro mensaje de una manera diferente y divertida.

¿De dónde vino la inspiración?

Esmeldy: De las mismas vicisitudes que uno vive. De ese día a día en el que tienes que partirte en mil pedazos para ejercer diferentes roles, pero siempre teniendo como prioridad a tus hijos... es como el diario de nosotras. Estamos seguras de que muchas se sentirán identificadas.

Confiesen, ¿qué nunca dirían sobre la maternidad pero lo piensan constantemente?

Esmeldy: Que es difícil. La gente siempre le gusta pasar paños tibios, sobre todo ahora que hay como un “movimiento” de “aunque mi hija me levante a las tres de la mañana y me esté muriendo de dolor de cabeza, estoy bien. Amo a mi bebé”. Mentira. A veces estamos cansadas y lo único que queremos es acostarnos en la cama y que nadie mencione nuestro nombre. Gracias a Dios que él, en su infinita sabiduría, te da ese amor por tus hijos que hace que te los quieras comer con yuca.

Anier: ¿Te confieso algo? A veces me da sueño cuando estoy jugando con Andrés. Hay días en los que estoy cayéndome de un sueño por el cansancio y aún así me aguanto.

Aprovechando la iniciativa del programa “Universidad de la Familia”, ¿cuál es el consejo que más repiten pero menos siguen las personas?

Esmeldy: “Mamá, ¡saca tiempo para ti!”. Anier y yo tenemos una cruzada con esto. Aunque nos guste ser madres involucradas, estamos conscientes de que si tú no eres capaz de cuidarte, te incapacitas para cuidar a los demás. A las madres hay que decírselo todo el tiempo. Ellas entienden que ir al salón es su discoteca. Hay que sacar tiempo y mantener la culpa a raya.

Anier: “Dediquen tiempo a su pareja”. Cuando tienes tu primer hijo es fácil olvidarse de todo y solo dedicarse a ellos. Hay que dosificarse. Tienes que cuidar tu relación para que la familia se mantenga a flote. Si luego de acostar a los niños hay que destapar una botella de vino, hay que hacerlo sin dudarlo.

“Súper Mamá en el salón de la justicia” estará bajo

la dirección de Ramón Santana y cuenta con la colaboración del actor y dramaturgo Isen Ravelo, quien tiene a su cargo poner por escrito las ideas y darles una estructura dramática. La obra se presentará en el XMT Theater los días 30 de junio, 1 y 2 de julio a partir de las nueve de la noche. Las boletas están a la venta en Uepa Tickets e incluye open bar ilimitado y degustación de tapas durante la función.

Cinco verdades

sobre la tarea de ser madres, según Anier y Esmeldy

1. No hay un manual para enseñarte a ser madre.

2. Vas a aprender mucho de tus errores.

3. La que más sufre cuando están enfermos, ¡eres tú!

4. Los hijos no son de uno. Repítelo varias veces al día.

5. La maternidad es maravillosa. Difícilmente vas a encontrar a una madre que no diga que sus hijos son lo mejor que le ha pasado.

Coordenadas. Nuestra Familia se transmite de lunes a viernes de 11:00 a.m. a 12:00 del mediodía, a través de Studio 88.5 FM.

—Fotos: Bayoan Freites —Dirección de Arte: Norca Amézquita —Estilismo: Joselo Franjul —Maquillaje: Mónica Alburquerque —Peinado: Jacqueline Almonte


COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese

EnFormaConEstilos