20161029 http://www.diariolibre.com

El pasado presente de la ropa

Por|| 29 OCT 2016, 12:00 AM

Para asistir a esta edición de Dominicana Moda, un evento donde los diseñadores dominicanos proponen formas de vivir en el futuro a través de la ropa, yo decidí vivir en el pasado con mi clóset. Me explico: en vez de querer estar adelante en las tendencias, preferí hacer honor a inversiones pasadas y busqué entre las piezas que parecen no tener fecha de expiración, desde una cartera estilo alforja que tenía 10 años guardada hasta la siempre elegante camisa blanca.

En un sentido, hasta los diseñadores están haciendo algo similar: desde el desfile retrospectiva de Moisés Quesada, donde sus más aplaudidos diseños del pasado volvieron a la pasarela para entonces conectar con futuros clásicos, hasta la sorpresivamente sobria propuesta de Jacqueline Then que apuesta por siluetas y textiles relajados, Dominicana Moda miró hacia el pasado para escribir su presente. Ya con una década de existencia y sus raíces firmes, DM está en un punto donde puede darse el lujo de mirar atrás para mirar hacia adelante. Y eso, en un momento en donde la saturación de tendencias y el afán por siempre usar una pieza nueva causa estragos en la psiquis de la mujer, habla de una industria de la moda sensata, madura y consciente de la realidad dominicana, pasando de lo exclusivamente conceptual a presentar piezas “ponibles” que tienen la capacidad de convertirse en clásicos atemporales. Esa, definitivamente, es una razón para celebrar y felicitar.

Mis desfiles favoritos

Camila

La marca Camila siempre ha dado muestras de buena terminación, y la colección Azúcar no fue la excepción. Lo que sí cambió fue la asunción de la tropicalidad caribeña: con inspiración en la vibrante Cuba, Camila Casual sacó a escena piezas con estampados florales y frutales —¡la piña presente!—, tonos rosados, naranja y verdes y muchas siluetas vaporosas. De hecho, mi pieza favorita un enterizo rojo de hombros al aire, con

El pasado presente de la ropa

Moisés Quesada

En su presentación La Vi, Moisés Quesada celebró su trayectoria con una pasarela retrospectiva que culminó en la adición de nuevas piezas a ese inventario, inspiradas en el mito de la ciguapa dominicana. De los vestidos negros de sus primeras colecciones —pueden ver cómo la directora creativa @deborahkarter les dio protagonismo en su cuenta de Instagram recientemente— pasó a los encajes y flecos de años recientes para entonces cerrar con transparencias, blancos, negros, turquesa y el mostaza de mi vestido favorito en el pase.

El pasado presente de la ropa

Jacqueline Then

La diseñadora Jacqueline Then, quien usualmente presenta vestidos largos con minuciosa pedrería, esta vez enfocó esa delicadeza con los detalles al presentar diferentes formas de usar la camisa masculina. En su colección Ascensión Then trabajó vestidos camiseros, camisa-vestidos con vuelos, camisas abuchadas, enterizos camiseros. Es la primera vez que la veo trabajar con una silueta tan diferente, y los resultados fueron excelentes —incluyendo el enterizo que entró directo a mi lista de favoritos de DM2016—.

El pasado presente de la ropa

Shantall Lacayo

La nicaragüense Shantall Lacayo trajo a DM16 una serie de estampados semi-geométricos muy, muy cool: ¡Parecían digitales! Lacayo tiene una voz contemporánea fuerte, y esto se nota en la selección de colores atrevidos —como el amarillo de los zapatos o el resalte de algunas de las faldas y vestidos en seda—, así como en el hecho de que toda la colección es muy “ponible”, con un manejo claro de lo comercial y lo exportable. Entre todas las piezas, anoté para mi lista de deseos un enterizo estampado y un traje estilo pijama.

El pasado presente de la ropa

Bless My Funk

Si vieron la campaña publicitaria de DM16, con la cara de Lineisy Montero, entonces distinguieron algunas de las piezas de la colección Celeste Wildbeast de Bless My Funk. Verónica Modesto sigue trabajando los textiles diseñados a la medida, pero esta vez con materiales como el neopreno. Los usuales tonos rosa y piel ahora van combinados con colores fuertes como el rojo y el verde, sobre todo en las blusas cortas que me encantaron desde que las vi hace unas semanas en exclusiva, y que utilicé en el estilismo de una campaña para la marca de esmaltes Essie.

El pasado presente de la ropa

Carlos De Moya

El diseñador Carlos De Moya declaró su amor por la Billini, la Hostos y la Atarazana con su colección Zonero Soy, inspirada en las flores y colores de la Zona Colonial. Fuera de los estampados, el manejo de los cortes y las caídas estuvo excelente, sobre todo en la silueta de unos pantalones que anchan de la cadera hacia abajo y un vestido blanco en tira bordada. También quedé encantada con los cinturones en plástico, un toque inesperado que con su variedad de texturas —los vestidos eran en su mayoría vaporosos— agregó aun más vitalidad a las salidas.

El pasado presente de la ropa

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese

EnFormaConEstilos