|Protesta|
| 24 ENE 2017, 12:00 AM

Expertos consideran que a la protesta social le falta un plan


La marcha por el Fin de la Impunidad congregó diversos estratos sociales.
La marcha por el Fin de la Impunidad congregó diversos estratos sociales.
20170124 http://www.diariolibre.com

SANTO DOMINGO. El mantenimiento del éxito logrado en la marcha por el Fin de la Impunidad realizada el pasado domingo 22 dependerá del manejo que le den las organizaciones que coordinaron la actividad para canalizar la actitud de los ciudadanos ante la corrupción.

Politólogos y especialistas en relaciones públicas consultados coincidieron en la idea de que se debe trazar un plan estratégico efectivo para mantener bien orientada la llama que se vio arder el pasado domingo.

El experto en relaciones públicas Luis Rojas considera que el mantenimiento del éxito de esa jornada del domingo dependerá de la cantidad y la calidad de las acciones posteriores que tomen los organizadores.

Rojas sostuvo que se debe mantener el poder ciudadano en movimiento para que no pierda impacto.

“Convocar permanentemente a la población no es tan fácil, porque tiene muchos costos, pero sí creo que debe de haber un flujo de información y hay que diseñar una estrategia de información con unos contenidos muy bien elaborados que convenzan a los ciudadanos”, indicó.

Planteó que se deben utilizar redes sociales, los medios tradicionales y un grupo que gestione todo ese proceso de comunicación.

Opinó que el concierto anunciado para febrero está muy cercano a la marcha, y que el próximo evento debe ser coordinado para abril.

“Para mantener esa percepción positiva que se ha creado del poder ciudadano hay que seguir haciendo acciones muy puntuales, no acciones en contra de nadie sino acciones ciudadanas”, indicó.

También estimó que los ciudadanos deben empoderarse, y que también las organizaciones que la dirijan sepan hacer esa gestión de acciones y de comunicación permanente.

Sin líderes

En opinión del politólogo Freddy Ángel Castro es bueno que no haya un líder de ese proceso de reclamo social, sino que sean los ciudadanos y las ciudadanas que sean los líderes del movimiento social.

Observó que dependiendo la actitud que tomen las autoridades ante el reclamo de que cese la impunidad es que la sociedad tomará una postura a favor o en contra en los futuros procesos electorales.

“Si el gobierno dominicano produce las reformas en términos de transparencia y los responsables de los sobornos de Odebrecht van al banquillo de los acusados y los condenan, yo creo que el PLD podría salir beneficiado”, argumentó.

Para Castro, el movimiento se podría revertir contra el partido gobernante si lo toman como un simple acto de la oposición política.

Advirtió si la convocatoria la hubiesen realizado los partidos políticos, no hubieran asistido ni el cinco por ciento de las personas que se dieron cita.

Destacó que en la marcha estuvieron personas de diferentes estratos sociales desde clase baja, clase media alta, clase media baja y clase alta.

“Estamos frente a un gran movimiento social que nace de un impulso espontáneo con posteriores características organizacionales pero que no tiene precedente histórico en la República Dominicana”, enfatizó.

Admite deterioro PLD

Temístocles Montás, dirigente del Comité Político, admitió que el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) está en un proceso de deterioro, y esto podría afectar directamente al sistema de partidos, porque la organización gobernante en la más fuerte del país.

Enfatizó en que hay una erosión del sistema de partidos desde 1996, debido a la caída que han tenido el Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) y el Partido Revolucionario Dominicano (PRD).

Montás, ministro de Industria y Comercio, comentó que es un acontecimiento importante, que envía señales muy claras al país, al gobierno y a la sociedad en su conjunto: “Las demandas que motivó el movimiento se ven con simpatía por el gobierno”.

Recordó que ninguna organización política ha estado más en contra de la corrupción que afecta el desarrollo y el crecimiento que siempre ha procurado el PLD en sus gobiernos, por lo que “eso va en consonancia con lo que ha sido las banderas y los ideales que ha levantado siempre el Partido de la Liberación Dominicana”.

Finjus plantea acciones para detener ola de indignación

La Fundación Institucionalidad y Justicia (Finjus) consideró que en el país “no ha existido en los poderes públicos la voluntad política de investigar y sancionar los casos de corrupción”, y que se requiere dar pasos concretos para que la impunidad no sea parte de la normalidad que tendría como consecuencia que la seguridad jurídica se descalabre, y llegue a situaciones extremas el descontrol” que amenaza a la población.

En una comunicado de prensa, Finjus explicó que de todos los factores que inciden negativamente en el crecimiento de la percepción de impunidad ninguno es tan relevante como la creencia generalizada de que los responsables de crímenes encontrarán una salida al margen del sistema de justicia, amparados en favores y en la protección de poderosos que se burlan de la ley y la justicia descaradamente.

En ese sentido, cree que se necesita del esfuerzo concentrado de todos los órganos para vencer la “ola de indignación, antes de que sea incontrolable”.

“Cuando el clima de impunidad se enseñorea sobre una sociedad, es difícil de atajar el descontento, la desconfianza y la incertidumbre de la ciudadanía. Esos sentimientos son generalmente el preludio de manifestaciones diversas, que conllevan la resistencia a cumplir con las obligaciones sociales elementales, propiciándose la violencia, el enfrentamiento individual a los problemas sociales, abriéndose una gran brecha entre el Estado y la ciudadanía. Poco hay que añadir para que la seguridad jurídica se descalabre y llegue a situaciones extremas el descontrol y desorden institucional que nos amenaza”, advirtieron.

El domingo, se produjo una marcha en contra de la impunidad en los casos de corrupción.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese