20171013 https://www.diariolibre.com

El procurador Jean Alain Rodríguez tiene múltiples frentes abiertos y no hay señales de que presente resultados a la sociedad. El escándalo Odebrecht en un punto muerto, la venta del barrio Los Tres Brazos en el olvido, los sobornos para la compra de los aviones Súper Tucano se los llevó el viento, la investigación de la venta de los terrenos donde opera el vertedero de Duquesa está en un cuarto frío y ahora se le escapa “Quirinito” como por arte de magia y con unas características propias de un guión de película. El Procurador tiene una prueba de fuego, porque los casos que tiene pendientes de solución son de Grandes Ligas y la gente comienza a preguntarse ¿saldrá bien el Procurador?

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese