“Les misérables” gritan desde Cannes a Macron: “escúchenos”

  • “Les misérables” sigue dos días en la vida de un barrio
$!“Les misérables” gritan desde Cannes a Macron: “escúchenos”
El director de cine galo Ladj Ly.

Con su ópera prima “Les misérables”, el francés Ladj Ly sacudió hoy las conciencias en el Festival de Cannes al denunciar crudamente las condiciones en las que se vive en muchos suburbios de París y lanzó un mensaje directo al presidente francés, Emmanuel Macron: “escúchenos”.

A sus 38 años, Ly vive en Montfermeil una de las “banlieues” parisinas en las que se hacinan miles de personas en unas condiciones de “casi abandono”, algo que el realizador muestra en su filme y que hoy denunció en la rueda de prensa.

“Esta película es un grito de alarma. En los últimos 20 años las cosas no han evolucionado, no es que nada haya cambiado, ha habido un plan de desarrollo urbanístico, pero aún hay mucho por hacer”, explicó Ly en la presentación de un filme que compite por la Palma de Oro de Cannes.

La situación es catastrófica especialmente para los niños y jóvenes, en términos de educación y cultura, de falta de oportunidades, como refleja sin concesiones una película que va de menos a más y que tiene un final aterrador.

Una historia basada en algo que ocurrió en este barrio hace diez años y que Ly y unos amigos grabaron en un vídeo que permitió, por primera vez, la suspensión de unos agentes de policía por los abusos que cometían.

“Hace más de 20 años que decimos que todo va mal y tenemos la impresión de no ser escuchados (...) Llevamos más de 20 años reivindicando nuestros derechos, hace más de 20 años que nos disparan bolas de goma a la cara, todos tenemos marcas en el cuerpo”, resaltó Ly.

Y eso es lo que cuenta en “Les misérables”, que toma el título de la obra de Víctor Hugo y que sigue dos días en la vida de un barrio en el que hay continuos enfrentamientos con los agentes de policía que lo patrullan pero también entre los diferentes grupos que lo habitan, desde seguidores de los Hermanos Musulmanes a inmigrantes de origen nigeriano o gitanos de un circo.

Diferentes orígenes para una población que es francesa en un 75 por ciento, como destacó Ly: “Nos sentimos franceses cuando ganamos la Copa del Mundo (momento con el que se abre el filme) pero ahora nos sentimos de una categoría diferente cuando lo único que queremos es que se nos acepte como franceses”.

“Vivo en ese barrio desde hace 38 años y he decidido quedarme allí. Nos sentimos no sé si abandonados, pero sí apartados. Hemos gritado fuerte que no estábamos bien, que sufríamos, y tenemos la impresión de que no nos escuchan. Necesitamos ser escuchados porque las cosas casi no han evolucionan”, precisó.

Y en ese contexto mandó un mensaje conciso y claro a Macron -”escúchenos”- y aseguró estar dispuesto a ir al Elíseo, la sede de la Presidencia francesa, a proyectar allí el filme.

“A mi nivel intento denunciar las cosas pero es bastante complicado”, reconoció Ly, que no quiso defender ni criticar la revuelta juvenil que muestra su filme. “Hay muy poca esperanza, es muy difícil, no sé si es la solución pero es lo que en el filme han decidido hacer”. EFE/Alicia García de Francisco

EFE
20190516 https://www.diariolibre.com

+ Leídas