“Manos de piedra” Durán dice que su vida da para más filmes que Harry Potter

  • La leyenda panameña habla del documental “I Am Duran” (Yo soy Durán)
$!“Manos de piedra” Durán dice que su vida da para más filmes que Harry Potter
El tetracampeón mundial de boxeo Roberto “Manos de Piedra” Durán.

El legendario tetracampeón mundial de boxeo Roberto “Manos de Piedra” Durán, que inspiró a generaciones de panameños en sus más de tres décadas como boxeador profesional (1968-2001), celebra el estreno de un documental sobre su carrera y afirma que se siente un “Harry Potter” y aún más, porque la historia de su vida da para una saga de “10, 20 películas”.

En una entrevista con Efe, esta leyenda panameña, de 67 años, habla del documental “I Am Duran” (Yo soy Durán), del británico Mat Hodgson, que narra aspectos destacados de su trayectoria, entrelazados con acontecimientos políticos y económicos de su país, de la mano de estrellas del séptimo arte como Robert De Niro y Silvester Stallone, y también del boxeo como Sugar Ray Leonard y Mike Tyson.

Durán, o también “El Cholo”, entabla una franca y relajada conversación en la que se describe a sí mismo como un hombre desprendido y recuerda, por ejemplo, la dolorosa sensación de soledad que le dejó el “No más”: su abandono en el octavo asalto de un combate contra Leonard en noviembre de 1980 en el que defendía el título del peso welter del Consejo Mundial de Boxeo, que había conquistado ante el mismo púgil meses antes.

Pregunta (P): Roberto, el documental “I Am Durán” ¿cómo lo refleja?

Respuesta (R): El documental me encanta, me fascina, porque hay muchas cosas ahí que no se ven en la primera película que yo hice (”Hands of Stone”, de Jonathan Jakubowicz, 2016). Soy franco, no lo he visto completo, pero cuando veo a esos grandes boxeadores que hablan de ‘Manos de Piedra’ yo mismo no lo creo. Que hablan de ‘Manos de Piedra” Durán esos grandes boxeadores que son pesos pesados, gente que quiere a Durán.

Yo tengo muchas historias, y este documento tiene mucho, mucho que decir. Y Roberto Durán todavía no ha contado su historia. Roberto Durán te echa diez películas al estilo Harry Potter, pero son diez películas de la historia de verdad de lo que le pasó a Roberto Durán: cuando lo estafaron, cuando le robaron, cuando esto y muchas cosas más, muchas cosas más.

Yo creo que si vamos paso por paso, tal vez me muera y todavía no termina la historia de Roberto Durán. (...) La gente dice que soy loco, pero esta cabeza tiene aquí buena memoria para hacer no 10 películas, 20 películas. Y prácticamente me acuerdo casi de todo, casi de todo.

P: ¿Cómo se define Roberto Durán?

R: Si te describo cómo es Roberto Durán: dentro del centro, buena persona, bien amable, bien tratable, un buen padre, soy amigo de los amigos, trato de buscar amigos aunque me odien. El que critique y hable de mí, a mí no me interesa, yo vivo una vida tranquila, no molesto a nadie (...) no me interesa la plata, a mí me da igual si tienes 20 millones y yo tengo 3 dólares, no me interesa. Soy un hombre feliz, no le ando pidiendo nada a nadie. Y si quiero algo llamo a unos amigos por teléfono y me prestan lo que yo quiera, y después de la pelea o lo que sea, si debo se lo pago. Ese es Roberto Durán.

P: ¿Cómo recuerda el ‘No más’?

R: Sobre el ‘No más’ lo que más me dolió es que al día siguiente, cuando me paro a desayunar, se habían ido “Ray” Arcel y Freddie Brown (entrenadores), Carlos Eleta (apoderado), me dejaron solito en el hotel (...) es lo que más recuerdo de esa pelea.

P: Para usted, ¿quién pegaba más duro: Sugar Ray Leonard, Tommy Hearns, Marvin Hagler o Iran Barkley?

R: El que más duro pegaba era Sugar Ray Leonard. Sugar Ray tenía cosas buenas, sabía boxear, fajarse y pegar, tenías que descifrarle eso. Como podías contrarrestar eso, atacar y no dejarlo pensar, cortarle el ring, meterle mano por aquí y por acá y arrinconarlo, para mí eso fue lo que frustró a Leonard (en la primera pelea de ambos, a mediados de 1980, en la que Durán lo venció).

P:Sobre el boxeo actual, ¿piensa que los boxeadores de estos tiempos valen tanto dinero?

R: El mundo da vueltas papá. Lastimosamente hay boxeadores en estos tiempos que para mí no valen un real, pero tienen un buen mánager. Y es el mánager el que pide por el boxeador.

P: El boxeo ahora mismo, según muchos conocedores, está falto de figuras. ¿Considera que hay una crisis en el boxeo?

R: Si hablamos de crisis, sí. El mundo carece de boxeadores buenos en estos tiempos. Si hablamos del mundo, Panamá está incluido. La vez pasada me puse a ver un boxeo de aquí y dije ‘no, no quiero ver esto’, y mejor me fui para mi discoteca preferida.

P: ¿Es manos de piedra o mano de piedra?

R: Es manos... manos, son dos. Estás como los mexicanos, ellos decían ‘mano’ y yo le digo ‘no, son manos’, son las dos, porque si está pega (muestra su puño derecho) por qué la otra no va a pegar. Hay gente que depende de una sola mano, ejemplo Iran Barkley, dependía mas de su izquierda que de la derecha, cuando descubrí eso me le tiraba a la derecha, para cuando tirara la izquierda ya no estaba ahí.

P: ¿Cómo quiere Roberto Durán que lo recuerden?

R: Como siempre, como soy. Si la gente dice que soy loco, ¡déjame loco! Si esa es la felicidad del panameño, que estoy ponchi (alocado): ¡Déjalo así porque este loco no molesta a nadie! (...) No me interesa si me tengan como un gran campeón, como una gloria, lo que sea, solamente que me recuerden como Roberto Durán, que eres Durán, que me recuerden como Durán, más na’(...) Soy feliz con que tú me quieras (...) Tengo ganas de llorar. ¡Deja, que chucha!. ¡Que tú me quieras, que él me quiera! EFE/Fabio Agrana y Rogelio Adonican Osorio

EFE
20190516 https://www.diariolibre.com

+ Leídas