Ecos|14 nov 2012, 12:00 AM|4|POR Diario Libre

Personas con discapacidad y construcción de oportunidades

Los no videntes han encontrado varias oportunidades en el mercado laboral dominicano.

Debe ocurrir un giro en las políticas públicas hacia la creación de oportunidades para la inserción de los discapacitados en el mercado laboral. Por Sarah Pimentel 

Las personas con discapacidades físicas, sensoriales o mentales suelen estar limitadas, no sólo debido a afecciones diagnosticadas, sino a causa de la exclusión a las que se ven sometidas desde temprana edad, exclusión a las oportunidades educativas, laborales y de los servicios públicos.

Esta situación se traduce en pobreza, y esta pobreza, se vuelve un círculo vicioso, que aumenta la discapacidad ante la sociedad, por lo tanto se incrementa la vulnerabilidad de las personas ante problemas como el desempleo, la desnutrición, las enfermedades, las condiciones de vida y de trabajo poco asegurados.

En nuestro país, las personas que nacen con alguna discapacidad, ya están limitadas para recibir educación básica, ya que en nuestras escuelas, los maestros, no necesariamente están preparados para recibir niños con alguna discapacidad, ni hay suficientes centros especializados en el territorio para ellos. Así crecen, sin la posibilidad de educarse desde su infancia y llegan a la adultez sin ninguna o escasa formación, cuando sabemos que las deficiencias en la formación académica es la principal causa que limita la inserción laboral de las personas.

En el caso de las personas con discapacidad, éstos deben tener acceso a la educación básica y cuando alcanzan la edad productiva con condiciones para trabajar, deben recibir formación profesional o entrenamiento técnico, para construir las competencias que les permitirán desempeñarse en un empleo o incluso desarrollar una microempresa familiar.

Debe ocurrir en las políticas públicas un giro hacia la creación de oportunidades, planteándose desde el Estado nuevas condiciones, que se ofrezcan a través de la educación, las regulaciones, asesorías técnicas y créditos accesibles, dirigidos al fomento y desarrollo de microempresas propiedad de personas con discapacidad. El Estado puede y debe jugar un papel muy activo promoviendo el empleo. Asimismo, deben lograrse avances en la accesibilidad al entorno físico y de información, y en distintos servicios tales como el transporte público, la salud, la rehabilitación, la orientación ocupacional, entre otros. Todo esto con el fin de lograr progresos en la eliminación de la discriminación en el empleo, ofreciendo reales oportunidades de trabajo decente para las personas con discapacidad, según sus conocimientos y experiencias adquiridas.

Así las personas con discapacidad que hoy en día no trabajan, por más deseos y voluntad que tengan, podrán insertarse en el mercado laboral y generar ingresos para ellos mismos, para sus familias y para el país a través de salarios, ahorros, impuestos y las contribuciones a la seguridad social.

El Estado puede y debe jugar un papel muy activo promoviendo el empleo para las personas con discapacidad.

Yo estuve ahí Si fuiste testigo de esta noticia envianos más informacion aqui...

Enviar
Anuncios Google
Powered by OverKontrol - Omnimedia 2013 © Todos los derechos reservados.