Capacidad de elegir

OPINIÓN
| 19 SEP 2013, 12:00 AM

Está claro que la apresurada aprobación por parte de los diputados del llamado voto preferencial no cuenta con el apoyo de los que observan la política como un instrumento para mejorar nuestro sistema de representación.

El voto preferencial lo que busca es romper la "ley de hierro" de los partidos políticos y dar opción a todos para postularse y acceder a un cargo público, pero ello debe hacerse bajo ciertas condiciones que han sido analizadas en este diario.

Por eso llama la atención que los diligentes diputados hayan puesto en la ley una fórmula de arrastre que desnaturaliza el supuesto propósito del proyecto. Si el voto preferencial fuera a ser un método democrático, lo mismo debiera valer para el Senado y se debiera permitir que se vote abiertamente por el candidato a senador o a alcalde de la preferencia del elector. Así, se podría votar por el senador de un partido y por los diputados de otro. De ese modo sería democrático, pero esa no parece ser la intención de los proponentes.

Ese proyecto debiera morir en el Senado.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese
  • 1

    La pregunta del día

    ¿ Es real la unidad del Partido de la Liberación Dominicana?