El Espía

OPINIÓN |
30 JUL 2013, 12:00 AM

Miguel Vargas, con su nuevo tinte de líder latinoamericano y caribeño, se ha decidido por fin por la convocatoria del CEN perredeísta, y habrá que consultar a doña Gloria, la de Meteorología, para el pronóstico del tiempo en tan esperada fecha. Para algunos será de vientos huracanados, pero otros razonan que si en la lógica de Hipólito y su combo Miguel ya no es presidente del PRD y no tiene facultad para llamar para el CEN, esa convocatoria no es válida y no habría que acudir. Pero, ahí está el detalle para Hipólito, ¿qué hacer? ¿Ir o no ir? Mientras se decide, suena el Caballo Ventura: "Que dilema tan grande/ se presenta en mi vida...Señor como podré resolver/ señor, este dilema tan cruel".

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese