Bernardo Vega presentó informes de la receptoría de aduana, 1907-1940

  • El acto fue realizado en la Academia Dominicana de la Historia
$!Bernardo Vega presentó informes de la receptoría de aduana, 1907-1940
A la derecha, el historiador Bernardo Vega Boyrie mientras hablaba en la Academia Dominicana de la Historia sobre “Los informes de la receptoría de Aduana, 1907-1940”.

El historiador Bernardo Vega Boyrie presentó, en formato digital, “Los informes de la receptoría de Aduana, 1907-1940” y dijo que estos serán de gran utilidad para los investigadores sobre historia económica dominicana, relaciones domínico-estadounidenses y para todos aquellos interesados en conocer la historia del control que los Estados Unidos de América ejercieron sobre las aduanas dominicanas por más de 30 años, bajo la Convención Domínico-Americana de 1907.

Explicó que los informes anuales de la Receptoría Dominicana de Aduanas (Annual Report Dominican Customs Receivership) fueron los que cada año se elaboraron a partir de la firma de la Convención Domínico-Americana de 1907, por medio del cual el Gobierno de los Estados Unidos de América tomó el control y la administración de las aduanas dominicanas con la finalidad de pagar a los acreedores externos e internos.

Aseguró que el convenio estipulaba que el 50 % de los ingresos serían utilizados para el pago de la deuda, el 45 % se le entregaría al Gobierno dominicano para los gastos administrativos y el 5 % restante para el pago de los empleados de la receptoría.

Agregó que los informes estaban escritos en inglés y se organizaban en una «Sección narrativa» y cuatro apéndices (“A”, “B”, “C” y “D”), en los que se daba cuenta de las diversas estadísticas sobre el comercio dominicano, transacciones financieras, países con los que se comerciaba, productos exportados e importados, entre muchos otros.

“Han transcurrido 111 años desde que fue publicado el primer informe anual y casi ocho décadas desde el último, en 1940. La existencia de estos informes es muy limitada, conseguir todos los ejemplares para digitalizarlos no fue tarea sencilla”, indicó.

Recordó que durante su gestión como presidente de la Academia Dominicana de la Historia (2013-2016), se avocó a su búsqueda con la intención de reproducirlos en forma facsimilar.

Los informes estaban dispersos, e incompletos, en diferentes instituciones como la Biblioteca del Banco Central de la República Dominicana o el Archivo General de la Nación. Finalmente, en la Biblioteca Nacional Pedro Henríquez Ureña fueron localizados casi todos los informes, que estaban agrupados en 5 volúmenes que los agrupaban desde 1907 hasta 1938, faltaban los informes de los años 1939 y 194”, agregó.

Añadió que el doctor Hugo Tolentino Dipp, miembro correspondiente nacional de la academia, amablemente facilitó de su biblioteca personal esos dos informes faltantes, completando de esta manera todos los informes anuales.

La publicación fue entregada en un USB.
La publicación fue entregada en un USB. ( )
Entrega en USB

Vega explicó que debido a las dificultades técnicas que implicaba la edición impresa facsimilar de los informes anuales, se decidió digitalizarlos y grabarlos en memorias USB, para de esta manera preservar los informes originales, que aunque estaban en relativo buen estado de conservación, ciertamente mostraban el paso de más de 80 años, incluso más un siglo, desde su publicación.

“ A su vez, entendemos que en la actualidad, producto de los acelerados cambios que se han producido en esta era de la información, la mayoría de los investigadores utilizan precisamente el formato digital en detrimento de la versión física, debido a las ventajas que supone tener en un pequeño dispositivo un número elevado de documentos, que serían imposible de llevar con uno de manera física”, añadió.

Afirmó que, en consecuencia la Junta Directiva de la Academia Dominicana de la Historia, solicitó al doctor Roberto Cassá, director general del Archivo General de la Nación (AGN), la digitalización de los informes anuales, obteniendo de él una rápida respuesta afirmativa.

Dijo que deseaba dar justo reconocimiento y gratitud a todas las personas e instituciones que hicieron posible la publicación en formato digital de los Informes anuales de la Receptoría Dominicana de Aduanas, 1907-1940.

“En primero lugar, agradecer el aporte financiero de la Dirección General de Presupuesto (DIGEPRES), en la persona del Licdo. Luis Reyes Santos, viceministro de Presupuesto, Patrimonio y Contabilidad, y Director General de Presupuesto; al Dr. Roberto Cassá y a su equipo del Archivo General de la Nación, quienes hicieron un extraordinario trabajo de digitalización; al Dr. Diomedes Núñez Polanco, director de la Biblioteca Nacional Pedro Henríquez Ureña, por facilitar a la Academia Dominicana de la Historia los informes anuales que albergan en su colección; y al Dr. Hugo Tolentino Dipp, quien prestó los informes de los años 1935 a 1940”, manifestó.

20190701 https://www.diariolibre.com

+ Leídas