Educación a la espera de alcaldía para solución escuela en Cristo Rey

  • El padre José Luis Hernández explicó que suspendieron la docencia para llamar la atención de las autoridades debido al mal estado de la estructura
$!Educación a la espera de alcaldía para solución escuela en Cristo Rey
Padre José Luis Hernández.

A raíz de la paralización de la docencia por 48 horas en el Liceo San Pablo Apóstol, el ministro de Educación, Antonio Peña Mirabal, indicó ayer que está a la espera de una reunión con la Alcaldía del Distrito Nacional para la adquisición de unos terrenos en Cristo Rey con el propósito de construir un nuevo politécnico.

Ante la demanda hecha por el sacerdote José Luis Hernández de la Parroquia San Pablo Apóstol, el funcionario explicó que “desde el ministerio está la decisión tomada de construir ese politécnico” pero que dicho proceso requiere de tiempo ya que tendría que ser aprobado por la sala capitular del ayuntamiento.

Peña Mirabal afirmó que se reunió con el alcalde David Collado para tratar el tema y que tienen pendiente otro encuentro para finalizar las negociaciones.

“Espero que él (José Luis Hernández) entienda que esto es un proceso que implica transparencia, que implica aprobación incluso de la sala capitular del ayuntamiento”, expresó Mirabal, tras concluir una rueda de prensa en la sede del Ministerio de Educación.

Mientras que el padre Hernández advirtió que la estructura de la escuela, levantada en la antigua “Cárcel de La 40” de la época del dictador Rafael Leónidas Trujillo, se encuentra en estado crítico y sus paredes agrietadas no soportan el peso de los 1,448 estudiantes que alberga en las modalidades de maternal, primaria, media general y media técnica.

Recordó que desde el mes de agosto del pasado año advirtieron a las autoridades sobre la situación de la escuela y la necesidad de trasladar el centro educativo hacia el terreno ubicado en la avenida Nicolás de Ovando casi esquina Ortega y Gasset, donde funcionaba un antiguo almacén y que ahora es propiedad del ayuntamiento.

La propiedad que es de unos 3,000 metros cuadrados sería utilizada en un 80 por ciento para la construcción del centro escolar en caso de que el Minerd llegue a un acuerdo con la alcaldía.

El padre Hernández señaló que la suspensión de clases se adoptó “como una medida extraordinaria” porque entiende que la única forma que se consiguen las reivindicaciones es con “medidas de fuerza” y conseguir la atención de las autoridades, pero decidieron retomar las clases porque no quieren afectar a los estudiantes por la proximidad de las Pruebas Nacionales.

20190424 https://www.diariolibre.com

+ Leídas