"El caso Jordi es un ejemplo de coordinación en el sistema"

La sentencia en que se condena a los responsables de atentar contra la vida del abogado Jordi Veras a penas de reclusión de 10, 20 y 30 años, es el ejemplo de lo que se puede lograr cuando los actores del sistema de justicia logran coordinarse entre ellos.

Así lo define la fiscal del Distrito Nacional, Yeni Berenice Reynoso, quien destaca el excelente trabajo de la Policía Nacional, de cuyas filas salieron más de 30 agentes por su vinculación al caso; así como la buena labor de los fiscales, y el trabajo mancomunado que realizaron ambos estamentos.

La coordinación se dio esta vez, dice la Fiscal, para quien el caso Jordi ha constituido uno de sus grandes retos de investigación. Pero la magistrada no deja de reconocer que la sentencia llegó cuatro años después y que, bajo la máxima judicial de que "una justicia tardía no es justicia", ese tiempo debe servir de reflexión sobre las debilidades del sistema, y para que todos sus actores se sienten a tratar de solucionarlas.

Antes de fallar el caso Jordi, ordenado desde la cárcel de Rafey por el recluso Adriano Román, según la sentencia condenatoria, el Juzgado de Primera Instancia de Santiago debió ordenar más de 30 aplazamientos.

La Fiscal señala que esa mora judicial no se da sólo en este caso, que se conoció públicamente porque se trataba del hijo del prestigioso abogado de Santiago, Negro Veras; sino que es un "abuso" que se comete con muchos 'Juan Pérez'.

"¿Por culpa de los jueces? No. Yo diría que todos somos co-responsables de esa situación. Ahora, lo que nosotros no podemos seguir buscando quién es el culpable... Lo importante no es que se pongan de acuerdo en que hay problemas, sino en cuáles son las soluciones para resolver esto", comenta recordando un editorial de Diario Libre en ese sentido.

Reynoso admite que los investigadores han cometido el error de preocuparse más por cumplir con el procedimiento que en alcanzar sus objetivos.

"Nosotros no utilizamos la tecnología para gestionar una mejor justicia y en el caso Jordi, las partes tienen sus derechos y el mismo Código lo estable, pero, el sistema no puede permitir que las partes re-victimicen a aquel que ha sido víctima ya de un delito, para garantizar un no derecho", plantea.

La Fiscal del Distrito Nacional reconoce que la sociedad dominicana tiene serias inquietudes con el sistema de justicia, incluido el Ministerio Público, e insiste en que, por eso, hay que repensarla. TM

20140630 http://www.diariolibre.com

+ Leídas