Historia de los Festivales y Mercados de cine internacionales

El Festival de Cine de Cannes, en Francia, es actualmente el más prestigioso del mundo.

El primer festival de cine internacional, " Mostra  D'arte Cinematográfica", se celebró en Venecia. Por Francia de Pérez 

Buscando información sobre el primer festival de cine, encontré que los inicios de estos festivales se originaron en la Venecia del 1932, donde se organizó el primer festival de cine internacional, " Mostra D'arte Cinematográfica". La coyuntura política de la época, donde predominaba la rivalidad nacionalista, tuvo su manifestación en las películas en sí mismas, en ese festival, dando lugar, (con una Segunda Guerra, al doblar de la esquina) a que la selección de las ganadoras tuvieran influenciada por lo que predomina en el momento, el favoritismo de las películas alemanas e italianas. -En el 1938 todo el mundo esperaba que, "La Gran Ilusión", de Jean Renoir, se llevara el gran premio en Venecia, pero la Coppa Mussolini se fue ex - eaquo (por igual) para Olimpia, de Leni Reifenstahl y la película italiana, " Luciano Serra Pilota ", de Goffredo Alessandrini.

Tanto los franceses como los británicos y estadounidenses se marcharon del Festival, protestando de la situación política que se había dado allí. Ni cortos ni perezosos los franceses, críticos y cineastas, se unieron formando un grupo para persuadir al gobierno francés de sufragar los gastos para organizar un festival internacional de cine en Francia, donde lo político y la represión no tuvieran lugar. Participaron en este grupo, Philippe Erlanger, que estaba al frente de Action Artistique Francaise; Robert Favre Le Bret, quien fue la cara visible del Festival durante 50 años, y Louis Lumiere, quien fuera uno de los padres del invento. Establecido esto, quedó por escoger el lugar en la costa del atlántico, como Biarritz, o en la costa del Mediterráneo que podría ser Cannes. Finalmente, el 1ro de Septiembre de 1939 se inauguró el Festival Internacional du Film…

A partir de entonces, los festivales, como los mercados de cine, se han proliferado en diferentes fechas y en diferentes países, dando lugar a que la producción de cine mundial compita para participar en estos festivales y mercados, ya sea con documentales, cortos, medio y largometrajes, así como con Ópera Prima. La República Dominicana ha venido participando en estos festivales y mercados de cine. A partir de la aprobación de la Ley de cine 108-10 y su puesta en ejecución, esta participación se ha incrementado notablemente, a través de la Dirección General de Cine, con el principal objetivo de dar a conocer las potencialidades que ofrece el país, tanto en sus locaciones, como en los incentivos que ofrece la misma a las producciones locales como extranjeras.

Con el interés de mercadear las producciones nacionales para su distribución a nivel internacional, se han sostenido reuniones en los diferentes festivales y mercados de cine, como por ejemplo: en el American Film Market, en Los Ángeles California, el Festival de Cannes, en Francia, en el Festival Internacional de Cine de Guadalajara, en México, en el Festival Internacional de Sundance en Park City, Utah, entre otros importantes festivales y mercados, como el Festival de Berlín, en la Berlinale, y el Festival de Toronto, etc. , donde productores y distribuidores han visitado el stand de la República Dominicana, interesados en la producción cinematográfica de nuestro país.

Estos espacios son verdaderamente un escenario donde cada país tiene la oportunidad de mostrar al mundo toda su cultura cinematográfica y ofertar sus producciones de filmes, plantear futuras distribuciones y de establecer importantes relaciones de negocios. Es una magnifica coyuntura para mercadear las producciones de nuestro país, hacer contactos importantes y ampliar el margen de negocio a otros lares en el mundo del cine internacional.

No cabe dudas que a medida que la República Dominicana ha venido participando en estos festivales y mercados, a través de la Dirección General de Cine, el país ha sido reconocido, y se podría decir descubierto en su potencial de oferta: en sus locaciones, en las facilidades de bienes y servicios cinematográficos en crecimiento, así como, el personal, hoy cada día más capacitado y en desarrollo, y una gama de profesionales cineastas con vocación a realizar mejor cine cada vez, y una ley de cine que tiene como objetivo promover y fomentar el desarrollo de la industria cinematográfica dominicana. Lo importante de esto es que todos los entes de la industria están cada vez más conscientes de la importancia de la misma, y de pensar que hay que unificar esfuerzos para el desarrollo y asentamiento de la industria en la República Dominicana.

20130815 http://www.diariolibre.com

+ Leídas