¡Mamá, yo quiero ser artista!

La Escuela Nacional de Teatro en una presentación.

Está comprobado que incorporar la educación artística desde los primeros años contribuye a la formación integral de los infantes, porque a través de la música, la pintura, la danza o el teatro pueden desarrollar capacidades, actitudes, hábitos y comportamientos, así como potencializar habilidades y destrezas.

Al recibir clases en cualquiera de las ramas del arte se les ofrece a los pequeños una herramienta adecuada para la interacción, comunicación y expresión de sentimientos, emociones y actitudes que permiten su crecimiento emocional y racional. La educación artística como método de enseñanza se ocupa de la educación plástica y visual, educación musical y educación expresiva del cuerpo (danza o teatro). Los profesionales que se dedican a la enseñanza de cualquiera de las áreas requieren una constante actualización y capacitación, formarse en nuevas manifestaciones artísticas y pedagógicas, con el fin de dar al estudiante un amplio panorama del campo.

En el país, sobre todo en las ciudades de Santo Domingo y Santiago, existen muchas escuelas particulares que imparten principalmente clases de música, canto, pintura, danza y teatro, pero también a través de las Escuelas de Bellas Artes, el Estado ofrece de forma gratuita estas disciplinas.

La danza

Para Marinella Sallent, directora del Ballet Nacional Dominicano y profesora de la Escuela Nacional de Danza, es esencial que el niño o niña aprenda a expresarse en los primeros años de vida, pero no tan sólo con el lenguaje de las palabras, también con el lenguaje de la música, de la pintura, del teatro, de la danza, "es decir, con el lenguaje universal del arte".

"Desde que los seres humanos dieron sus primeros pasos sobre la tierra aprendieron a gozar de la sensación de dar un paso, girar, balancearse, mecerse, zapatear y saltar, simplemente porque hay una infinita alegría en danzar, porque es un medio para canalizar la abundancia de la energía, es un modo supremo de expresarse", señala Sallent.

La destacada bailarina explica que los pequeños reciben amplios beneficios al experimentar la danza creativa, porque esta compromete el cuerpo, la mente y el espíritu y les ofrece innumerables formas de conocerse a sí mismos. "El estudio de la danza, donde el niño o niña trabaja para lograr el control del movimiento, aumenta significativamente su conciencia corporal, así como su inteligencia espacial y musical".

Dice que las habilidades cognoscitivas se estimulan cuando aprenden y entienden el concepto del movimiento y sus habilidades sociales se desarrollan en la medida en que aprenden a cooperar unos con otros y en la medida en que perciben y valoran la expresión creativa de ellos mismos y de sus compañeros.

Asegura que el niño o la niña que estudia danza se hace consciente del tiempo y del espacio, así como de las cualidades de su propio cuerpo. "En definitiva, el individuo que haya tenido contacto en el proceso de su desarrollo individual con cualquiera de las diferentes disciplinas artísticas, sin duda alguna resultará en un mejor ser humano".

El teatro

Basilio Nova, director del Centro Cultural Narciso González y del Teatro Cúcara Macara, sostiene que el teatro contribuye al desarrollo pleno de niños y niñas en edad escolar por ser una actividad que requiere de disciplina y responsabilidad, y porque desarrolla la creatividad, la imaginación, y ayuda a la concentración.

Nova asegura que los infantes son actores natos, porque son los mejores imitadores, ya que es la forma con la que inician el proceso de socialización. "Actúan sin ningún complejo y asumen su rol como si fuera real, y tan bien lo hacen que, incluso, algunos famosos actores de cine y teatro no actúan junto a niños o niñas, porque los pequeños les roban la escena".

El actor y productor de teatro señala que contrario a lo que muchos puedan pensar, el hecho de recibir clases de teatro, o de otra disciplina artística, no interfiere en los estudios formales; "todo lo contrario, actualmente las clases de arte han pasado a formar parte de las materias curriculares de la nueva educación. De ahí que en la mayoría de los colegios privados y en las escuelas públicas se esté reforzando la educación artística".

La música

Estudiosos de la conducta humana han descubierto que estudiar música o tocar algún instrumento mejora la inteligencia, aumenta la autoestima y ayuda a que los estudiantes tengan mayor compresión en sus clases, además de incentivar las actividades en grupo.

Dicen que mientras a más temprana edad se inicie en la música, mayores serán los beneficios, porque permitirá que el infante tenga un desarrollo más armonioso.

Se ha comprobado científicamente que la música es una de las actividades que permite que los dos hemisferios cerebrales se interconecten, lo que provoca que haya una mayor capacidad al hacer otro tipo de actividades.

Artes plásticas

Las artes plásticas son una manera de mejorar las áreas de aprendizaje de un niño, como percepción visual y coordinación motora fina, así como de estimular su capacidad de expresión. Las técnicas como dibujo, pintura, recorte, modelado, grabado, títeres y collage, entre otras, contribuyen a desarrollar el pensamiento creativo en el transcurso de las diferentes etapas evolutivas. Las actividades plásticas favorecen en los niños lo emocional afectivo, intelectual, físico, perceptivo, social, creador y estético. Las actividades plásticas son importantes porque introducen al niño en el mundo de las actividades artísticas y estimulan su sensibilidad y libre expresión a través del desarrollo de nuevas técnicas realizadas individualmente o en grupo, favoreciendo su desarrollo integral.

Además, la expresión plástica ayuda al niño a encauzar tensiones, a ser más perceptivo y creativo y le permite enriquecer su personalidad.

20120815 http://www.diariolibre.com

+ Leídas