Muere el padre del “copy and paste” a los 74 años

  • Larry Tesler trabajó en compañías como Apple, Xerox y contribuyó con muchas otras
$!Muere el padre del “copy and paste” a los 74 años
Larry Tesler

El reconocido informático y matemático Larry Tesler, llamado el “padre” copy and paste, murió a la edad de 74 años. De 1980 a 1997, trabajó para Apple, reclutado por Steve Jobs, y finalmente ascendió para convertirse en vicepresidente y jefe científico de la compañía. En sus 17 años en Apple, comenzó con Apple Lisa, dirigió el desarrollo de Newton e inventó “Copy and Paste”.

También fue uno de los principales contribuyentes al software clave de Macintosh, incluidos QuickTime, AppleScript e HyperCard de Bill Atkinson.

Tesler fue la persona que Xerox asignó para mostrarle a Steve Jobs alrededor de su Centro de Investigación de Palo Alto a fines de 1979. Las dos visitas que Jobs hizo a PARC en ese momento, y lo que vio a Tesler y sus colegas desarrollando, son la razón por la que Apple produjo la Lisa y la Mac.

Fue la leyenda informática Alan Kay quien contrató a Tesler para Xerox, y luego fue Steve Jobs quien lo contrató para trabajar en Apple.

Después de que Jobs dejó la compañía, Tesler continuó y fue al menos asesor cuando Apple estaba considerando comprar NeXT. En ese momento, Gil Amelio era el CEO de Apple, y en 1996 estaba decidiendo entre dos compañías, cualquiera de las cuales se creía capaz de revivir la fortuna de Apple. Jobs tenía NeXT, y el exjefe de Apple, Jean-Louis Gassee, tenía Be OS.

Larry también asesoró en la compra de los procesadores ARM y Advanced RISC Machines, que según él resultó en ganacias de 800 millones de dólares.

Después de dejar Apple en 1997, Tesler cofundó una empresa de educación, que dirigió hasta 2001. Después de eso, trabajó de manera diversa en Amazon y Yahoo en software de experiencia de usuario, y luego se convirtió en consultor privado para diseño en línea, televisión e impresión.

*Esta nota es una traducción de Apple Insider.

20200219 https://www.diariolibre.com

+ Leídas