Un contrato-póliza que beneficia a las aseguradoras en contra de las personas

SANTO DOMINGO. Las ganancias exorbitantes que acumulan las aseguradoras por las pólizas de seguro de vida de la Seguridad Social son garantizadas por la resolución 268-06 de la Superintendencia de Pensiones (SIPEN).

Ese contrato, aprobado bajo la dirección de Persia Álvarez, autoriza a las aseguradoras a negar las pensiones de sobrevivencia, si ese derecho no es reclamado antes de los dos años de la muerte del cotizante.

Además, mantiene el criterio de "enfermedades catastróficas preexistentes", aunque limitado a los primeros 9 meses de inclusión del afiliado. Eso significa que si el asegurado se enferma en ese período, y queda discapacitado, no tiene derecho a pensión.

También, de acuerdo con el contrato, la familia del asegurado pierde la pensión, en caso de suicidio o su intento, sin importar el estado de salud mental.

Pero la resolución 268-06 es la continuidad de un entramado normativo que, contrario a lo estipulado en la Ley 87-01 sobre Seguridad Social, otorga beneficios a las aseguradoras a costa de los derechos de los asegurados.

Por ejemplo, la resolución 250-05, anterior a la 268-06, negaba las pensiones a los trabajadores, en los casos en que la causa de su discapacidad fuese una enfermedad preexistente de antes de los dos años de su inclusión en el seguro.

Mientras que la resolución 189-04 otorgaba a las compañías de seguro la potestad de evaluar las solicitudes de pensión, en franca violación a la Ley 87-01, y en abierto conflicto de intereses, lo que significó la negación de pensiones a muchos asegurados, a quienes, por derecho, les correspondían.

En el presente, la SIPEN entiende que el contrato-póliza debe ser modificado, para eliminar la exclusión por enfermedades preexistentes, y para elevar el plazo para la prescripción a 5 años, en vez de dos.

La SIPEN informa que en 2011 sometió el proyecto de modificación al Consejo Nacional de la Seguridad Social (CNSS), pero que aún no está en agenda en ese organismo.

Mientras tanto, las aseguradoras han recibido RD$16.5 mil millones.

20140114 http://www.diariolibre.com

+ Leídas