San Pedro de Macorís, por mucho, la ciudad del planeta que más peloteros produce

  • Un estudio de la Universidad de Toronto revela cómo deja bien atrás al resto
  • En últimos 20 años San Cristóbal da gran salto y se coloca en segundo lugar

No importa las vueltas que dé el dado en el aire, San Pedro de Macorís siempre queda bien parada cuando se contabiliza en cualquier tipo de ecuación su peso demográfico e histórico en el béisbol.

No conforme con tener garantizado su espacio en las enciclopedias como ciudad por donde desembarcó la disciplina en el país a finales del siglo XIX con marineros cubanos, es la tierra que vio nacer a luminarias como Rafael Batista, Ricardo Carty, Pedro Guerrero, George Bell, Joaquín Andújar, Sammy Sosa y Robinson Canó.

Ahora, una investigación de la Escuela de Ciudades de la Universidad de Toronto dispara a las nubes el espacio que ocupa la Serie 23 cuando se desgrana la procedencia de los peloteros que llegaron a las Grandes Ligas en el nuevo siglo, entre 2000 y 2019.

Medidos por el lugar de nacimiento y jugadores llegados por cada 100,000 habitantes de la demarcación, San Pedro ocupa un lejano primer lugar con 14.38. Una provincia cuyos datos más recientes arrojan una población de 392,911, de sus tierras han salido 52 adultos con destino a las 30 franquicias que componen el Gran Circo en las últimas 20 temporadas.

Tras la Sultana del Este tres de las próximas cuatro ciudades también son dominicanas. San Cristóbal logra 3.64, Santo Domingo (DN y provincia) alcanza 3.31, la venezolana Maracay llega a 3.06 y Santiago roza los 2.99.

Para encontrar la primera estadounidense hay que irse a la casilla seis con San Diego, que saca 2.88, y luego llegan las también californianas San Francisco (2.79) y Los Ángeles (2.78). Luego entran las floridenses Orlando (2.11) y Tampa Bay (1.91).

En totales

Cuando los investigadores canadienses, encabezados por Patrick Adler, colocaron los números brutos la fotografía cambia, pero allí también dos urbes dominicanas aparecen entre las primeras 15.

Los Ángeles, la segunda ciudad más poblada de los Estados Unidos con 3,990,456 habitantes, ha sido puntera en la colocación de peloteros en el Big Show. Ha enviado 357, les siguen a distancia Nueva York (128) y San Francisco (121) y luego llega Santo Domingo (112).

San Pedro de Macorís ha colocado a 52 hombres en el trayecto, incluyendo Canó, Johnny Cueto y Fernando Tatis Jr. Antes del nuevo milenio había enviado 60, desde que Amado Samuel abriera el camino, en 1962.

Hasta 1999, San Cristóbal solo había enviado 10 nativos a la MLB desde que nFelipe Alou se convirtiera en el primer jugador de posición criollo en pisar la MLB (1958), pero desde entonces puso 69, un incremento de 690%.

Image
Un dominio criollo arrollador

Desde el 2000 hay 395 jugadores nacidos en la República Dominicana que llegaron a las Grandes Ligas, un 39% de todos los extranjeros y un 11.9% del total que pisaron los diamantes por primera vez en el trayecto.

Siguen Venezuela, con 238 jugadores (23% de extranjeros y 6.7% del total), Puerto Rico con 64 (6.3% y 1.77%); Canadá, 50 (4.9% y 1.4%); Japón, 49 (4.8% y 1.4%); Cuba, 48 (4.7% y 1.3%) y México, 44 (4.4% y 1.2%).

Para 1900, apenas el 4% de los bigleaguers habían nacido fuera de los Estados Unidos, un nivel que se mantuvo sin variación hacia arriba hasta 1955, un año antes del debut de Osvaldo Virgil, primer dominicano en llegar a la Gran Carpa.

Desde entonces el peso de los jugadores extranjeros no ha parado de crecer, alcanzó el 10% en 1960, 15% en 1970 y 20% en el 2000. Hoy, llega al 26%.

20200428 https://www.diariolibre.com

+ Leídas