Cocaína, la droga del béisbol

$!Cocaína, la droga del béisbol
Manuel -Cocaína- García

Los diamantes dominicanos dentro de las líneas de cal, han tenido el privilegio de ver todo tipo de jugadores pisando sus spikes.

Manuel –Cocaína- García, nativo de Manacas, Cuba, con 46 años, militó en la Liga Dominicana en la pelota de Verano en 1951 con las Estrellas Orientales y los Tigres del Licey. Su desempeño combinado fue efímero, récord de 1-1, con 4.73 de efectividad, con 13.1 innings, 15 hits permitidos, 7 carreras limpias, 5 bases por bolas y 7 ponches. Como bateador en 3 juegos con los Paquidermos de 6-1, un doble, .167 y con el Licey de 8-3, .375.

En el Campeonato de 1937, defendió los colores de las Estrellas Orientales donde registró un promedio de bateo de .254 y en la lomita 5-3.

Cocaína, bautizado y conocido como “la droga del béisbol cubano”.

¿Por qué cocaína?... No fue por la adicción al polvo blanco, sino porque la combinación de sus lanzamientos de rectas y curvas endrogaba, anestesiaba a los rivales.

Cocaína debutó en la Liga de Cuba en 1926, con los Alacranes del Almendares. Además de lanzar, a Cocaína también le gustaba batear, aunque sus resultados no fueron iguales y en 1926 apenas promedió para 222.

En los siguientes diez años Cocaína pasó por varios equipos cubanos y también jugó en las Ligas Negras norteamericanas, el béisbol mexicano, puertorriqueño, dominicano y venezolano. Era pequeño, sin embargo, tenía mucha fuerza y gran control, una cualidad muy estimada y difícil de encontrar en los zurdos. Su único “defecto” para la época que le tocó vivir fue el color de la piel: Cocaína era negro, muy negro, y la segregación racial imperante en los Estados Unidos le impidió, al igual que a tantos de sus compañeros jugar en las Mayores.

Un día como hoy: 1974, el Escogido, dirigido por Felipe Alou se enfrenta a las Estrellas con una alineación de importados.

1990, Bernardo –El Pupo- Brito, Licey le conecta jonrón por los 411 del Estadio Quisqueya a Ramón Mañón. del Escogido.

Usted es viejo o vieja de verdad: Si disfrutó de un sábado encendido en la “Boite Juan Tenorio, de Morillito en Baracoa... Si visitó el “Comedor Night Club Alhambra” con el Negrito Truman y su combo Candela y la animación de Julio Pacheco (Mister Spring)...Tres ambientes inolvidables en la gozadera capitalina: La boite El Conquistador del hotel Naco, el Salón Rojo del hotel Comodoro y el hotel Continental, de la avenida Máximo Gómez... Y luego aterrizar en la madrugada en La Canasta del Sheraton y el restaurant Aurora... Si vivió el Lunes Informal de Manolo en el Caribeño, el Lunes de discoteca Omni y los Martes de la Farándula con Mundito Espinal..Por hoy me voy... Porque esto si es difícil Talúa.

“Al final, no importa cuántas respiraciones tomaste, sino cuántos momentos te quitaron el aliento”.
Shing Xiong

+ Leídas