Don Larsen, juego perfecto SM

$!Don Larsen, juego perfecto SM
Don Larsen

Me detuve ayer en un “drink” para observar el interés de los fanáticos por el béisbol y la mayoría coincidía en que los Astros de Houston serán los campeones. Les inquirí por el béisbol invernal y la mayoría se quejó de lo mismo: Dificultad de boletas para los juegos buenos y los inconvenientes con el parqueo.

Uno de los temas apasionantes del béisbol es comparar cuál hazaña es más difícil de igualar o romper y en esa peña improvisada se citó desde Cy Young a Fernando Tatis.

Me despedí prometiéndole a Juan Abréu Vásquez sobre la proeza del único juego perfecto en Serie Mundial cuyo autor fue Don Larsen, el 8 de octubre de 1956.

Larsen, consumó la hazaña con 92 pitcheos para apoderarse de un sitio en la posteridad luego de que su trayectoria distó de ser tan brillante como ese juego al terminar con marca de por vida de 81-91 en 15 temporadas.

El derecho, quien tenía 27 años, retiró en orden a los 27 bateadores de los Dodgers de Brooklyn y los Yanquis de Nueva York ganaron 2x0.

Los 64 mil aficionados vieron la última entrada de pie y, cuando el árbitro Babe Pinelli decretó un dudoso último strike, que ponchó al emergente Dale Mitchell, celebraron por todo lo alto.

Sal Maglie (El Barbero), de Dodgers, realizó un gran trabajo al permitir cinco hits y dos carreras en ocho entradas, pero sucumbió ante la joya que lanzó su rival. Larsen estaba en medio de una constelación de estrellas de los Yanquis, pero dos en especial lo ayudaron de gran manera para consumar el juego perfecto: Yogi Berra, su catcher, y Mickey Matle, quien conectó un jonrón para que tomarán ventaja y luego logró una soberbia atrapada en el jardín central, que mantuvo la perfeccción. Berra fue su catcher durante las nueve entradas y saltó a sus brazos tras la consumación de la gran obra.

El 18 de julio de 1999, Don Larsen recibió un homenaje en Yankee Stadium, y realizó el lanzamiento de la primera bola. Ese día David Cone retiró a los 27 hombres que se pararon al plato por los Expos Montreal y Larsen fue testigo de honor. El derecho nunca estará en el Salón de la Fama, pero, al menos durante 63 años, nadie puede presumir una joya como la de él en una Serie Mundial.

Un día como hoy: 1971, la Serie Mundial resultó memorable ya que fue la última en la que participó el jardinero Roberto Clemente el “Cometa de Carolina”, antes de morir trágicamente en un accidente de aviación. Los Orioles de Baltimore ganaron el primer partido sobre los Piratas de Pittsburgh 5x3. Dave McNally lanzó pelota de tres hits para llevarse el triunfo y Merv Rettenmund añadió un jonrón de

tres carreras. Perdió Dock Ellis. 2:06 horas fue la duración del juego. La asistencia al Memorial Stadium 53,229 aficionados.

“Son tres ‘muchos’ y tres ‘pocos’ los que destruyen a las personas: Mucho gastar y poco tener. Mucho hablar y poco saber y mucho presumir y poco valer”
Anónimo

+ Leídas