Compartir
Secciones
Podcasts
Última Hora
Encuestas
Servicios
Plaza Libre
Efemérides
Cumpleaños
RSS
Horóscopos
Crucigrama
Más
Contáctanos
Sobre Diario Libre
Aviso Legal
Versión Impresa
versión impresa
Redes Sociales

Oro malévolo

Un aura sombría de rasgos de maldad acompaña al innegable atractivo de este metal

En diferentes épocas y lugares, el oro ha sido causa de incontables conflictos. Algo, en su color o su brillo, ha empujado a hombres y mujeres contagiados por la fiebre a soportar sacrificios, abandonar seres queridos, traicionar amigos y cometer crímenes con el propósito de conseguirlo. Un aura sombría de rasgos de maldad, por lo tanto, acompaña al innegable atractivo de este metal tan relevante para la historia de la humanidad.

Pero ese componente de malevolencia depende ahora de quiénes lo poseen y para qué lo usan.

En su esfuerzo por debilitar la economía rusa por la invasión de Ucrania, las potencias occidentales han golpeado la capacidad del banco central ruso para hacer uso de sus reservas de dólares y otras divisas. No podían pasar por alto, sin embargo, que de las reservas totales del banco, equivalentes en enero de este año a 640 mil millones de dólares, una quinta parte estaba constituida por tenencias de oro, que dicho banco podía vender para apuntalar el rublo, la moneda nacional rusa. Un modo de hacerlo era penalizar a quienes conscientemente adquiriesen oro procedente de Rusia.

Las sanciones que les fueron impuestas por la ocupación de Crimea, mostraron a los rusos el peligro de tener casi todas sus reservas en forma de divisas fuertes. Comenzaron a comprar oro, tanto producido localmente como por otras naciones, especialmente Venezuela, llegando a ocupar el quinto lugar entre los países con mayores tenencias de oro del mundo, después de los EE.UU., Alemania, Italia y Francia. Es probable, no obstante, que al oro ruso no le falten compradores, entre ellos China, que ocupa la sexta posición en toneladas acumuladas, o la India, que está en el noveno lugar.

El efecto de un aumento en la oferta de un producto, en este caso el oro, tiende a deprimir su precio, lo que perjudica a países productores como el nuestro. Pero si una parte de la demanda está bloqueada por las sanciones, el efecto neto resultante puede ser menos adverso.

TEMAS -

Doctor en Economía de Columbia University especializado en empresas, mercados, pronósticos y riesgo.