Compartir
Secciones
Podcasts
Última Hora
Encuestas
Servicios
Plaza Libre
Efemérides
Cumpleaños
RSS
Horóscopos
Crucigrama
Más
Contáctanos
Sobre Diario Libre
Aviso Legal
Versión Impresa
versión impresa
Redes Sociales
Construcción
Construcción

La informalidad laboral supera el 90 % en el sector construcción dominicano

Los empleos informales aumentaron 16.88 % desde 2019 y constructores dicen es consecuencia de resolución

Expandir imagen
La informalidad laboral supera el 90 % en el sector construcción dominicano
Sector construcción fue la segunda actividad económica que más aportó durante el año 2021. (FOTO JOAQUÍN CARABALLO)

El sector construcción ha mantenido una importante participación en la economía dominicana. Solo el año pasado fue la segunda actividad que más aportó al Producto Interno Bruto (PIB) del país, solo superado por hoteles, bares y restaurantes. Sin embargo, registra una alta informalidad laboral que aumentó 16.88 % desde inicios de 2019, un alza que sus representantes atribuyen a la consecuencia de una resolución del Consejo Nacional de la Seguridad Social

A inicios de 2019 había 307,904 personas ocupadas de manera informal en el sector construcción y al cierre de 2021 subió a 359,835, de acuerdo a datos del Banco Central de la República Dominicana, representando una informalidad de 90.20 % frente a una formalidad de 9.79 % (39,060 empleos formales).

En su informe sobre los resultados preliminares de la actividad económica durante el 2021, el Banco Central explica que el desempeño de la construcción en esos 12 meses estuvo asociado al impulso de la inversión privada para el desarrollo de importantes proyectos inmobiliarios de unidades residenciales, la ampliación de la capacidad turística instalada, así como la ejecución con capital público de iniciativas para la reconstrucción y mantenimiento de las vías de comunicación terrestre y mejoramiento urbano. 

“A partir del 2019, hubo una resolución (471-01) del Consejo Nacional de Seguridad Social que empezó a aplicar un escalamiento al salario cada vez que uno registraba los trabajadores de la construcción”, dijo a Diario Libre el arquitecto Jorge Montalvo, presidente Asociación Dominicana de Constructores y Promotores de Viviendas (Acoprovi). 

La resolución establece que los empleadores que por la naturaleza de su actividad económica, tengan en relación de dependencia personas asalariadas que no laboran el mes completo y, debido a esto, este personal perciba una remuneración inferior al salario mínimo establecido, deberán solicitar a la TSS la validación de su condición a los fines de que el sistema les permita registrarlos y se les realicen los cálculos de aportes y contribuciones con base en la remuneración indicada por el empleador.

También, indica que el Sistema Único de Información y Recaudo (SUIR) escalará por defecto el salario de todos los trabajadores registrados con ingresos por debajo del mínimo al salario mínimo de sector económico al que pertenece el empleador.

Expandir imagen
Infografía

Montalvo explicó que antes de esa resolución podían registrar a los trabajadores por los días trabajados, por ejemplo: un plomero trabajaba tres o cuatro días con una empresa y los días restantes con otras hasta completar el mes. Cada quien registraba al mismo empleado por los días contratados.

“En todas las empresas donde estaba el trabajador escalaban los ingresos que tenía, pero eso con el tiempo se ha convertido en una situación insostenible para los trabajadores y para las empresas porque al final hubo trabajadores que les cobraban hasta el doble de lo que ganaban”, expresó Montalvo.

Atribuyó así a la resolución 471-01 la razón por la que la informalidad esté en constante aumento en el sector construcción. De hecho, sus representantes se han estado acercando a las autoridades con la mediación del ministro de Trabajo para buscarle una solución al tema. 

“Ya el tema de los haitianos, que no los inscribían en la TSS (Tesorería de la Seguridad Social), eso se había resuelto, y si tenían su carnet de regularización se podía inscribir. Era un proceso que iba en mejoría, pero desde el 2019 el tema ha estado empeorando”, apuntó.

En tanto, el presidente de la Confederación Dominicana de Pequeñas y Medianas Empresas de la Construcción (Copymecon), Eliseo Cristopher, entiende que al sector que representa se le debería medir diferente que a las grandes compañías.

“Las mipymes, que representamos más de 98 por ciento del tejido empresarial del país, una gran parte de esas mipymes son informales producto de que a las mipymes se les mide de manera idéntica que a las grandes empresas en el tema tributario e incluso en el tema de financiamiento”, expresó.

Considera que debe existir una forma de tributación para las mipymes diferente a la de grandes empresas. De igual manera, que se abogue por un mejor sistema de financiamiento hacia ese sector para que pueda lograr un mayor crecimiento.  

La informalidad también creció en otros sectores

De acuerdo a los datos publicados por el Banco Central, la población ocupada por sector formal e informal, según rama de actividad económica en el país, ascendía a 4,422,840 personas al cierre del año pasado, De ese universo, cerca del 50.91 % (2,251,930) pertenece al sector informal y el 49.08 % (2,170,910) al formal. 

Los datos indican que los sectores con más personas ocupadas formales en el país son: comercio (340,039), industria (321,093), enseñanza (268,657), administración pública y defensa (265,479); salud y asistencia social (183,750); hoteles, bares y restaurantes (164,867); transporte y comunicaciones (91,268), entre otros (+ 300,000). 

Asimismo, los sectores que más ocupación informal presentan son: comercio con una población de 636,256 personas; construcción con 359,835 personas; agricultura y ganadería (309,515); transporte y comunicaciones (242,080); hoteles, bares y restaurantes (184,003) e industria (141,237), entre otros (+340,000).

Solo en el sector comercio, de un total de 976,295 empleos, el 65.17 % es informal y el 34.82 % formal.

También, el sector agricultura y ganadería vive un panorama similar al de la construcción. Esta área de producción tenía 358,105 empleos. De ese total, 86.43 % de la ocupación era informal al cierre de 2021. 

Tanto el sector construcción como el agropecuario tienen un gran porcentaje de mano de obra haitiana que en su mayoría es indocumentada.

Entre 2019 y 2021, la población ocupada supera al año previo a la pandemia. Pero la formalidad bajó un 3.19 % al pasar de 2,242,559, empleos en 2019 a 2,170,910 al 31 de diciembre de 2021. En cambio, la informalidad subió 4.97 %. En 2019 se ubicaba en 2,145,280 y pasó a 2,251,930 durante el 2021.

TEMAS -

Graduado en comunicación social en la Universidad O&M. Cursó un Máster en Comercio Internacional en el Centro Europeo de Postgrado CEUPE, tiene varios diplomados en economía, aduanas, sector eléctrico, impuestos y periodismo de investigación.