En un mes, la tasa de cambio crece a un ritmo que se acerca a la tasa de inflación del 2019

  • Durante mayo, la tasa a la que los bancos compran dólares ha crecido en 3.29%, con relación al último día de abril.
  • En el caso de las ventas, el aumento es de un 3.30%.
$!En un mes, la tasa de cambio crece a un ritmo que se acerca a la tasa de inflación del 2019
El viernes pasado se llegó a vender el dólar a 58.85 pesos, según las tasas divulgadas por los bancos. Lo que dice que la barrera sicológica de los 59 pesos por un dólar ha sido o será abatida.

Al 28 de mayo pasado, la tasa de cambio promedio ponderada para la venta de dólares por parte de las entidades financieras fue de RD$56.27 por un dólar. Mientras que, para la compra, fue de RS$56.35 por un dólar, según las estadísticas más recientes que sobre el mercado cambiario ha divulgado el Banco Central.

El tipo de cambio ha mantenido un deslizamiento sostenido al alza como resultado del impacto de la pandemia del Covid-19 sobre el sector externo de la economía dominicana.

De acuerdo con las estadísticas cambiarias, basadas en los promedios ponderados de las operaciones de las instituciones que operan en ese mercado, durante mayo la tasa a la que los bancos compran dólares ha crecido en 3.29%, con relación al último día de abril. Mientras que, en el caso de las ventas, el aumento es de un 3.30%.

Esas operaciones corresponden a los bancos comerciales, que marcan el rumbo del resto del mercado, pues concentran el 75% de las operaciones cambiaras netas, mientras que el resto de los operadores de divisas compuestos por las agencias de cambio, abarcan el restante 25%.

De acuerdo con los datos del Banco Central, en el caso de los agentes de cambio, el crecimiento de la tasa de cambio promedio ponderada para la venta y para la compra fue muy similar: un 3.29% para la compra, y un 3.29% para la venta.

Es un crecimiento que encarece los bienes finales importados, les resta valor a los ahorros en pesos, y afecta la capacidad de las empresas para comprar bienes en el exterior, e insumos para sus procesos productivos. Asimismo, afecta la capacidad adquisitiva de los asalariados en moneda nacional. También incrementa el costo de la canasta familiar de los hogares.

Aunque la tasa depreciación del peso dominicano es diferente a la tasa de inflación, ésta incide de forma directa en los precios internos de los bienes y servicios.

En 2019, la tasa de inflación en la economía dominicana fue de solo 3.66%. Pero en mayo, un mes, la tasa del dólar se incrementó en 3.29%.

En otras palabras, en un un mes, la tasa de devaluación monetaria del peso con relación a dólar casi alcanza la tasa de inflación de un año completo, la del 2019.

En 2018 y 2017, años normales para la economía dominicana, la tasa de inflación anualizada fue de 1.17% y de 4.20%, respectivamente. Y en 2015 y 2016, mucho menor, un 2.34% y un 1.70% anuales, respectivamente, según las mismas estadísticas del Banco Central.

EL MERCADO CAMBIARIO SICOLÓGICO

Pero una cosa son los promedios ponderados, y otros los precios de la moneda en una operación de compra y venta concreta, durante el día al día.

En un rastreo en las páginas de los bancos comerciales se observan las tasas que los bancos anunciaban para la compra y la de dólares.

El estatal Banco de Reserva, el mayor banco del país, el 29 de mayo lo compraba a 57 pesos y lo vendía a 58.20 pesos.

Pero dos días antes compraba el dólar a RS$57.15, y lo vendía a RD$57.95. Al siguiente día, redujo en 15 centavos de pesos la tasa de compra, y aumentó la tasa de venta en 0.25 centavos de pesos.

De esa manera incrementó su margen cambiario desde un 1.4% a un 2.1%.

Mientras que el Banco Popular, entidad de capital privado, anunciaba que el compraba el dólar a RD$56.70 y lo vendía a 58.20. Su margen era de un 2.6% entre precio de compra y de venta, tras incrementarse desde el 2.2% de un día antes.

Y ambas son las mayores entidades bancarias del país.

De hecho, el viernes pasado se llegó a vender el dólar a 58.85 pesos, según las tasas divulgadas por los bancos. Lo que dice que la barrera sicológica de los 59 pesos por un dólar ha sido o será abatida.

Y en la economía dominicana no existe un indicador económico más esquizofrénico que la tasa de cambio del dólar.

Para desalentar el acelerado proceso devaluatorio del peso dominicano, el Banco Central declara que cuenta con altos niveles de reservas internacionales, equivalentes a aproximadamente el 10% del PIB, por lo “la institución cuenta con suficientes recursos y herramientas para seguir apoyando al mercado cambiario, de tal forma que sean cubiertas todas las necesidades en divisas de los agentes económicos y del público en general”, informa en su Comunicado de Política Monetaria distribuido este domingo.

20200531 https://www.diariolibre.com

+ Leídas