Estiman construcción de 6,000 viviendas fueron paralizadas por el COVID-19

  • Piden Gobierno oriente políticas de estímulos hacia el sector cosntrucción
$!Estiman construcción de 6,000 viviendas fueron paralizadas por el COVID-19
Sector construcción genera más de 400,000 empleos en República Dominicana

El sector construcción hace alrededor de seis mil viviendas cada año y este 2020 se estima que cerca de esa cantidad fueron paralizadas por el periodo de emergencia provocado por el COVID-19 en la República Dominicana.

La información la ofreció el primer vicepresidente de la Asociación Dominicana de Constructores y Promotores de Viviendas (Acoprovi), Jorge Montalvo, quien entiende que la paralización de la construcción de viviendas se dio en diferentes etapas: algunas estarían en fase de terminación, otras estarían en una fase media y otras en inicio.

“Nosotros estimamos que anualmente se construyen unas 6,000 viviendas, o sea, que pudiéramos estimar que cerca de este número son las viviendas que pudieran estar paralizadas en estos dos meses”, señaló el ejecutivo de la construcción.

Dijo que como sector de la construcción están muy contentos de que reinicien las operaciones, ya que el sector desde el 16 de abrir presentó a las autoridades el protocolo que habían consensuado como sector para el reinicio seguro de las actividades.

Jorge Montalvo dijo a Diario Libre que Acoprovi consensuó con más de ocho asociaciones entre las cuales están: el los ferreteros, la del cemente, “cocreteros”, acero, constructores y promotores en sentido general.

“Entendemos que el sector construcción va a ser fundamental para el relanzamiento de la economía por su capacidad de reacción, que es una reacción que puede ser rápida, y por su derramamiento a otros sectores de la economía”, argumentó Montalvo.

Sugiere que el Gobierno debe diseñar políticas de estímulos que ayuden por el lado de la oferta, que son los productos que preparan los constructores, y por otro parte, el lado de la demanda, que llegue como motivación a los clientes que deje claro que es un buen momento para comprar porque a medida “que podamos reactivar la demanda así podemos reactivar más rápido la actividad económica del sector y de la economía en sentido general”.

La mañana del jueves la Constructora ARPELS emitió un comunicado donde explica que la actual pandemia que vive el mundo llevó al cierre y rezago de sectores productivos importantes, pero ante la apertura de la economía dominicana el área de la construcción se prepara para una nueva etapa.

La expansión del sector obtuvo un valor de 10.5%, siendo el de mayor crecimiento en el año 2019 y representando el 19% del producto interno bruto (PIB) del país.

De acuerdo al comunicado, la Constructora ARPELS explicó que el sector tiene grandes retos, y que la prioridad en estos momentos es preservar la salud de sus colaboradores y clientes; brindando las herramientas necesarias que garanticen la higiene y seguridad evitando con esto la propagación del coronavirus.

Explica que semanas atrás los gremios de la construcción presentaron al Gobierno Central la Guía de Salud y Seguridad en la Construcción, dentro del cual se encuentran los lineamientos para asegurar un ambiente de protección para los trabajadores y la provisión de suministros y materiales para las obras.

Dice que dicha guía sigue las normas estipuladas en el Reglamento 522-06 del Ministerio del Trabajo.

“Con las medidas de seguridad en ARPELS estaremos vigilando y controlando la entrada del personal a las obras y la oficina; además, estableceremos turnos de trabajo por zonas y prioridades, donde serán usados todos los equipos de seguridad que establecen las organizaciones de salud y que son necesarios para laborar en obra”, explicó la arquitecto Georgette Almánzar, gerente comercial de constructora ARPELS.

El sector de la construcción en República Dominicana genera unos 400 mil empleos directos en todo el territorio nacional y es importante seguir cada uno de los procedimientos que ofrece la guía en sus diferentes etapas, donde se contemplan medidas como la capacitación de todos los trabajadores, supervisores y subcontratistas.

Además, protocolos de ingreso y el uso de herramientas necesarias durante el control de acceso, procedimientos a seguir en caso de presentación de síntomas o casos sospechosos, distribución del personal por áreas, chequeo de temperatura rutinarios y la utilización de equipos de prevención y control de contagio (EPCC) como mascarillas, lentes, guantes, entre otras medidas.

20200521 https://www.diariolibre.com

+ Leídas