No te rodees de gente mejor

Si todas las personas siguieran ese principio, todos andaríamos solos
$!No te rodees de gente mejor
¿Existe alguien que no tenga algo que aportarme? Aún no lo he visto.

Hace unos días escuché en un webinario (seminario en la web) a un motivador repetir una frase que ya conocía: “Rodéate de gente mejor que tú”. Tiene diferentes formas de expresarse, pero la idea es la misma... no andar con personas que tengan menos éxito que uno. Si todas las personas siguieran ese principio, todos andaríamos solos. Porque nadie quisiera estar con alguien que siente menos. Es un círculo vicioso... peligroso por demás.

Estoy de acuerdo en que debemos tratar de aprender de los que saben algo más que nosotros. La pregunta es: ¿existe alguien que no tenga algo que aportarme? Aún no lo he visto.

En mi libro ¡Alcanza la Cumbre! relato cómo en mi escalada al Pico Duarte aprendí tantas cosas: del guía, de su hermanito de 12 años que nos acompañó, de los pajaritos, de los árboles, del camino... hasta del burro que cargaba nuestro equipaje.

Todos sabían algo que yo no conocía... mucho. Otras cosas me pusieron a reflexionar, aprendiendo inmensamente de la reflexión. Ni qué decir de mis compañeros de viaje y otras personas que conocí en el camino. Todo quedó plasmado en el libro para el aprendizaje de quien lo lea, además de conocer el Pico Duarte.

Si eligiera aprender solo de los que tienen más éxito, sería injusto con ellos y por otro lado, me estaría perdiendo de tantas enseñanzas que tienen los que aparentan tener menos éxito que yo... ya sea por el capital acumulado o por posicionamiento en la sociedad.

Claro que soy un mal ejemplo. Dedico mi vida a la enseñanza, no puedo decir que solo estaré con quien sepa más, quebraría mi negocio.

Busco el conocimiento en todos y en todo. Hay demasiadas personas que me quieren enseñar, sea gratuitamente o pagándoles. No puedo privarme de aprendizajes por considerar que los que más tienen me enseñarán más. La vida tiene muchas aristas y quiero progresar en todas las que pueda.

Preferí siempre rodearme de quien me agregue valor. No es lo material lo más importante, sino el equilibrio de mis áreas de vida. Y trato de no privar a nadie de recibir los conocimientos que quiera obtener de lo que sé. Mientras más progreso hay a mi alrededor, mejor será el lugar donde vivo.

¿Se atreve a revisar lo que les aportan sus relaciones y apartar un poco a los que solo le restan?

+ Leídas