Bienvenido a Karma 101

  • Bienvenido a la primera clase de la materia del Karma. Hoy la maestra de yoga y astróloga veda Claudia Peña presenta la introducción a este concepto que podría parecer distante, pero que está tan integrado en nuestras vidas diarias como las acciones que realizamos

Empecemos por los elementos básicos del karma. ¿Cuál es su etimología y definición? ¿De dónde proviene este estudio?
El karma se puede traducir literalmente como “acción”. Este término pertenece al sánscrito, el lenguaje más antiguo de la India. El prefijo “kar” se entiende como acción y “ma” como proceso de pensamiento. Entonces, como concepto, indica el proceso de llevar a cabo una acción determinada.

El significado del karma es la base de las filosofías y religiones de la India, así como todo el pensamiento oriental. Hoy en día es impresionante como esta palabra está tomando una connotación universal, ya que está siendo adoptada e integrada en todas las culturas del mundo.

¿Cuál es su relación con la Ley de la Causa y el Efecto?
La palabra “karma” también envuelve la Ley de Causa y Efecto, la cual expresa de manera más filosófica lo que la Ley de la Física expone acerca de la energía: “Para cada acción se producirá una determinada reacción moviéndose en dirección opuesta y con la misma fuerza de la acción primaria”.

¿Qué nos recuerda el karma sobre el impacto y las consecuencias de nuestras acciones?
El karma nos recuerda el mensaje Bíblico: “Aquello que siembres, es lo que cosecharás”. Esta es una verdad universal: que, aunque realicemos acciones a ocultas, que nadie conozca nuestra intenciones o que escapemos las leyes de los hombres, por el principio de la física y de la energía, esa acción tarde o temprano generará una respuesta de igual magnitud a la acción generada. El karma nos hace ser más conscientes del libre albedrío de nuestras intenciones y de nuestro accionar.

Al hablar de ‘karma’, nos referimos a las acciones que realizamos todos los días y las intenciones que las motivan.
Al hablar de ‘karma’, nos referimos a las acciones que realizamos todos los días y las intenciones que las motivan. ( )

¿Cómo incide el karma en nuestro físico, nuestra mente y nuestras emociones?
El concepto del karma está teniendo tanta acogida por el pensamiento colectivo de la humanidad, ya que estamos despertando al entendimiento de la energía, no solo como principio mecánico de la materia, sino también en la parte más sutil que nos constituye como seres humanos: los pensamientos y los sentimientos, los cuales son grandes reservas de energía.

En este sentido, la Ley del Karma nos recuerda que depende de nosotros lo que queremos que la vida nos retorne a cambio. Una frase de la filosofía Vedanta lo resume perfectamente: “Tú eres lo que tu deseo más profundo es. Como es tu deseo, es tu intención. Como es tu intención, es tu voluntad. Como es tu voluntad, son tus actos. Como son tus actos, es tu destino”.

¿Qué es el buen y el mal karma? ¿Se puede “revertir” el mal karma?
Hoy en día es posible medir las emociones humanas en una escala de vibraciones, como los estudios que demuestra el investigador y psiquiatra Dr. David Hawkins en su libro, “El Poder Contra la Fuerza”. Las vibraciones más altas son generadas por el amor y la compasión. Por ende, mientras más pura es la intención de nuestro accionar -generada desde el espacio del verdadero amor de servir y dar-, entonces estamos generando una frecuencia de vibración que por ley retornará en igual fuerza hacia nosotros. A esto llamamos buen karma.

Pero, si nos movemos a través del miedo, el egoísmo y la frustración, todas estas emociones retornarán con la misma fuerza. Esta baja frecuencia vibracional en la intención de actuar o pensar, es lo que podemos catalogar como mal karma. No hay ningún hecho al azar en nuestras circunstancias; todos los fenómenos que nos ocurren en la vida son el resultado de una causa primaria.

¿Cuál es la unión entre el karma y la astrología?
La astrología es el conocimiento que nos permite entender y dar a luz al Karma de nuestra vida presente. De acuerdo a este conocimiento, todos los seres humanos hemos venido a la tierra con un plan de aprendizaje necesario para el Alma en su proceso de crecimiento espiritual. Ese aprendizaje que le toca vivir es producto del Karma, resultado de patrones de pensamientos y sentimientos de vidas anteriores, que han dado como resultado un determinado “drama” a experimentar.

La astrología ayuda a dar luz a la película de la vida que a cada cual le toca llevar. Nos da luz y esclarece nuestras situaciones actuales, para saber cómo actuar y cómo movernos con más sabiduría. Lo más importante que nos enseña todo este sistema de creencias es a comprender que en nosotros reside el poder de mirar atrás con compasión a un pasado que no podemos cambiar pero sí aceptar, y movernos hacia el futuro, ya que reside en nosotros el poder de crearlo en cada intención presente.

Claudia Peña, maestra de yoga y astróloga veda.
Claudia Peña, maestra de yoga y astróloga veda. ( )
La Ley del Karma nos recuerda que depende de nosotros lo que queremos que la vida nos retorne a cambio.
Claudia Peña Astróloga veda
20190702 https://www.diariolibre.com

+ Leídas