Carlos Cabral, un dominicano en Disney

  • Las pasiones están alineadas con el destino y esta historia es un buen ejemplo
$!Carlos Cabral, un dominicano en Disney
Carlos Cabral

El director de personajes y animación técnica de Walt Disney Animation Studios estuvo en República Dominicana para disertar sobre su experiencia durante el lanzamiento de las nuevas menciones en la carrera de cine de UNIBE, donde sacó tiempo para hablar de su profesión y vocación.

¿Cómo inicia su historia en la animación?

Nací en Estados Unidos, pero a muy corta edad vine a Santiago de los Caballeros, donde permanecí hasta los 16 años, para luego partir a Florida donde residía una tía. La idea era que terminara el colegio en Norteamérica para iniciar la universidad allá. Me gustaba el arte, pero estudiaba ingeniería mecánica y mantenía el interés de la intercepción entre el arte y la tecnología, lo cual generó que hiciera trabajos de gráficos y todas esas cosas en computadora cuando todavía permanecía en Santiago.

¿Por qué ingeniería mecánica y no animación si le gustaba?

Era un tiempo en el que no abundaban las universidades que impartieran animación, además de que los requisitos exigían ser dibujante porque todas las películas animadas se hacían con dibujo, lo cual a mí no me interesaba. Quería usar la tecnología para crear arte y animación. Siempre he dibujado y pintado, pero no era mi enfoque de interés.

¿Cómo se genera el salto a Disney?

La compañía Pixar ya estaba explorando en sus cortometrajes lo que a mí me interesaba, y encontré una carrera llamada Arte Industrial que combinaba arte y tecnología. Me dediqué al arte por un año, apliqué y me aceptaron en uno de los mejores colegios de arte y diseño de Estados Unidos; me desarrollé como artista y aprendí a aplicar la computadora a los gráficos cuando Disney aún no estaba trabajando con ellos. Fue al salir la película “Jurassic Park”, en 1993, y al ver que estaban haciendo dinosaurios con las mismas computadoras que yo usaba para diseñar productos, que me dije: ‘eso lo puedo hacer con los ojos cerrados’. Me mudé a California, trabajé en compañías que estaban haciendo cine y cuando Disney incorporó un mayor número de computadoras yo entré y ahí he permanecido hasta hoy.

¿Siempre estuvo el deseo ser parte de Disney?

Siempre he hecho lo que me gusta y lo que me genere satisfacción. Eso estuvo en alineamiento con Disney, no necesariamente la empresa era mi meta, sino hacer animación y la tecnología. Lo que yo amo se alineó con la oportunidad en Disney. Nunca imaginé estar en esta empresa porque es como la cima de la animación, donde he coincidido con grandes artistas del dibujo y he aprendido muchísimo de ellos.

“En la animación del futuro los guiones traerán más diversidad a la pantalla. Las películas representarán más culturas e historietas únicas”
Moana representa un momento muy importante de la carrera de Carlos Cabral.
Moana representa un momento muy importante de la carrera de Carlos Cabral. ( )

¿Cuál es su personaje favorito?

Moana, porque representa un momento muy importante en mi carrera y también para el estudio, supervisé su creación y la de los personajes de esa película. En parte porque lo relacionaba un poco con haber crecido en esta isla y, aunque fuera en otra parte del mundo, todavía tenía ese tipo de sabor.

¿Existe algún personaje de los que hemos disfrutado en las pantallas creado por usted?

Cuando aún estaba empezando construí a Rapunzel y Flynn en “Tangled”, junto a uno de los mejores animadores; los personajes que se ven en la pantalla los construí yo.

¿Es muy complicado crear un personaje?

Sí. Es un proceso de disciplinas múltiples, por lo que intervienen especialistas de diferentes aspectos del personaje, uno es para el cabello, otro para la ropa, los colores, las texturas, modelaje, esculturas... unos 6 departamentos intervienen directamente y 8 o 10 indirectamente. Lo que ves en pantalla es el resultado de muchos departamentos especializados trabajando juntos.

En la actualidad tanto el público adulto como los niños consumen este tipo de producto, ¿cómo se logra?

Es parte del guión y la historia procurar siempre hacer esa conexión. No se trata solo de hacer una película que consuman los niños sino que resuene en todas las edades. Y hay que encontrar siempre ese balance para ello.

¿Tiene algún proyecto futuro que lo vincule a República Dominicana?

No puedo hablar de proyectos específicos y no anunciados. Pero te puedo decir que en la industria de animación norteamericana en general hay proyectos que se están desarrollando, enfocados en otros países de Latinoamérica (¡no solo México!). Es sólo cuestión de tiempo que algún día se haga algo de nuestra isla.

¿Cómo luce el futuro de la animación?

Los guiones traerán más diversidad a la pantalla. Las películas representarán más culturas e historietas únicas. Películas como “Roma”, “Black Panther” y “Spider-Man: Into the SpiderVerse” han demostrado que se puede tener éxito con esa filosofía. También veo mucha más experimentación artística en las imágenes en pantalla.

20190407 https://www.diariolibre.com

+ Leídas