Compostar, qué es y por qué es importante hacerlo

  • Aprende a preparar tu propio compost con los consejos que los ambientalistas @mioexplorando y @Juanismyname dieron en su Live con @agoramall, una forma de hacer abono en tu casa perfecta para devolverle a la tierra lo mucho que te da
$!Compostar, qué es y por qué es importante hacerlo
El compostaje reduce la basura que va a los vertederos en un 50% y ayuda a disminuir el impacto del calentamiento global.

Hacer compost casero es una actividad ideal para toda la familia, una forma perfecta de acercar la naturaleza a los más pequeños de la casa, de transmitir valores de consumo responsable, reciclaje y respeto por el medio ambiente.

Un actividad que puedes poner en práctica en tu propia casa, gracias a las explicaciones que @agoramall dio a través de su cuenta con los ambientalistas @mioexplorando y @Juanismyname. Estas son las respuestas a todas tus preguntas.

1. ¿Qué es el compost?
En la naturaleza toda la materia orgánica (hablamos de hojas secas, ramas y hasta heces de animales) se reincorpora al suelo cuando se descompone. Esto es posible gracias a las bacterias presentes en el suelo, como protozoos, hongos y otros microorganismos que se alimentan de esta materia. Así que cuando hacemos compost tan solo estamos imitando a la naturaleza en un ambiente controlado.
Así se define el compost, como la descomposición controlada que transforma residuos sólidos orgánicos en materia húmica biológicamente estable, excelente para hacer mejorar la estructura del suelo, aumentar su fertilidad y reducir la necesidad de fertilizantes en un 50% en ciertos casos.
En países como el nuestro, aproximadamente un 50% de los residuos que terminan en los vertederos son orgánicos. Por lo que, cuando hacemos compost en casa, no sólo estamos aprovechando al máximo nuestras frutas y vegetales, sino que también contribuimos a enviar menos residuos al sistema de recolección y reducimos potencialmente la contaminación de aguas subterráneas por infiltración del lixiviado, o la agüita de la basura, al subsuelo.

2. ¿Qué se puede compostar?
El compost, composta o compostaje, como quieras llamarlo, es la gestión adecuada de los residuos orgánicos (aquellos de origen natural). Hablamos, por ejemplo, de la cáscara de un guineo, de la manzana o la pera que nos comemos, lo que queda del tomate, la lechuga, el brócoli, etc... y que si nos sabemos manejar correctamente también causan muchísimo daño al medio ambiente. El ejemplo más reciente lo tuvimos con “el fuego y el humo de las emisiones de Duquesa”. El humo de duquesa que tanto nos molestó fue a causa de los residuos orgánicos que generamos y no gestionamos correctamente. Así que, en lo que nuestras autoridades se ponen de acuerdo, hay mucho que podemos ir haciendo desde casa, como compostar, y no busques excusas, tanto si vives en un apartamento como si no, puedes hacerlo perfectamente.

3. ¿Qué puedes incluir en tu compostaje?
Filtros de café, bolsitas de té, cáscaras de huevo trituradas, pieles de vegetales, restos de alimentos como pan, pasta o arroz, hierba cortada de tu jardín. ¿Qué es lo que no debes incluir? Restos de pescado o carnes, malas hierbas, plantas podridas, cáscaras de frutos secos o frescos o cítricos, ni restos de poda de rosales, maderas o suciedad recogida en la casa.

4. ¿Qué necesitas para hacer compost?
Hay diferentes técnicas para compostar los residuos orgánicos y materiales con los que tardas más que con otros para poder hacerlo, pero lo ideal es que no desperdiciemos nada y empecemos de a poco: con una cubeta con tapa y pequeños orificios para que entre oxígeno, cartón, hojas secas, residuos como cáscara de huevos, frutas y vegetales, que al final son vitamina para las plantas y un gran abono para sembrar.

Compostar, qué es y por qué es importante hacerlo

5. ¿Puede una familia sin patio hacer compost y cultivar?
¡Claro que sí! Lo primero que necesitas es tener amor al planeta y la determinación de ser responsable con los residuos que cada quien genera. “Yo tengo mi pequeño compost en casa, un huerto en casa que está creciendo poco a poco y vivo en un apartamento”, explica Miosotis Batista.

6. ¿Para qué sirve el compost?
Primero, para no tener los desperdicios ni la basura regada. Segundo, en lugar de comprar abono para tus plantas o ese huerto que planeas hacer, mejor lo haces con tus desperdicios. Y, por último, ayudas a cuidar el medio ambiente, además de deshacerte de la basura obteniendo un excelente fertilizante que te sale gratis

Es decir, que el compost se usa como tierra y abono orgánico para nuestras plantas, ya que aporta nutrientes, minerales, microorganismos entre otros beneficios.

Recuerda que se tarda entre 6 y 12 meses en obtener un compost "maduro" que pueda emplearse como abono para la tierra. Transcurrido este tiempo tendrá color marrón y aspecto homogéneo, será fino, fácil de desmenuzar y con olor a tierra de bosque. Al cabo de unos meses, tus residuos se convertirán en fertilizante natural. Un gesto ecológico y beneficioso para la salud de tus plantas. ¿No crees que sería genial hacer crecer frutas y verduras con ese sabor de antes? Pues eso será posible con tu propio compost.

7. ¿Qué tipo de plantas son recomendables para que una familia inicie la elaboración de compost para un huerto familiar?
Ajíes, verdura, tomate, albahaca, cilantro, lechuga y espinacas son las más fáciles; es solo cuestión de empezar y saber que una acción cuenta.

Tipos de compost

¿Sabías que hay múltiples formas de hacer compost orgánico? Estos son los tipos de compost más utilizados.

  • Compost orgánico básico, en un contenedor de madera o cubeta reciclada en casa.
  • Al aire libre, en la tierra.
  • Industrial o pila estática aireada.
  • Composta de restos de café.
  • Avi-compostaje.
  • Compost de lombrices.
20200521 https://www.diariolibre.com

+ Leídas