• 1

|Parejas|
| 19 FEB 2018, 1:59 PM

Oficial de la Policía encuentra por Facebook al amor de su vida

Una segunda teniente de la Policía tenía todo ese tiempo que no sabía de su vecino y decidió enviarle una invitación por la famosa red social, él duró 30 días para aceptar y cuando lo hizo quedaron “flechados”

La segunda teniente de la Policía Civelys Mencia del Rosario y Edward Camilo Vargas, de 44, quienes se unieron en matrimonio después de 29 años sin verse desde que eran vecinos en Santo Domingo Este.
La segunda teniente de la Policía Civelys Mencia del Rosario y Edward Camilo Vargas, de 44, quienes se unieron en matrimonio después de 29 años sin verse desde que eran vecinos en Santo Domingo Este.
20180219 https://www.diariolibre.com

SANTO DOMINGO. Una segunda teniente de la Policía Nacional se casó con un vecino al que tenía 29 años sin ver ni contactar y con el que habló el pasado año a través de Facebook.

“Yo tenía curiosidad por el paradero de la familia que vivía frente a mi casa cuando era adolescente; recordaba el nombre de él (Edward Camilo Vargas), lo busqué en Facebook y le hice una invitación”, relató la recién casada Civelys Mencia del Rosario al tiempo que dijo que Camilo duró 30 días para aceptar la solicitud de la afamada red social

La boda colectiva se celebró ayer, domingo, organizada por la Policía Nacional a través de la Asociación de Esposas de oficiales (ASEOPNA).

Las nupcias colectivas es donde muchos de los agentes policiales formalizan su amor, como es el caso de la segundo teniente Mencia del Rosario.

Civelys, de 45 años, narra, en una comunicación de prensa de la Policía, que su esposo le había confesado que en aquel entonces él la observaba atraído hacia ella sin que se percatara, cuando eran vecinos en el sector de Villa Juana.

La oficial afirma emocionada que no puede creer que se casó con el hombre que dejó de ver hace 29 años, a pesar de que durante todo ese tiempo ella vivía en el ensanche Ozama y él en Alma Rosa, en Santo Domingo Este.

Camilo, de 44 años, cuenta que tras durar meses intercambiando mensajes por internet y citándose, él le pidió a ella ser su novia, por lo que en noviembre “le pedí a ella que se casara conmigo”.

Oficial de la Policía encuentra por Facebook al amor de su vida
La pareja posan con sus familiares durante la celebración de la boda colectiva que celebró la Policía Nacional a 17 de sus miembros.

Civelys y Camilo, durante esos 29 años de distanciamiento, tuvieron parejas sentimentales con las que no llegaron a formalizar su relación, así como tampoco procrear hijos.

La pareja tenía planificado casarse en abril para conmemorar un año de iniciar su relación y casualmente se les presentó esta oportunidad que “viene de Dios”, según manifestó la novia cuando iniciaba la ceremonia con una oración en nombre de las 16 parejas que unieron sus vidas en la ceremonia policial.

Otras parejas cuentan su historia

Además de la historia de amor de Civelys y Camilo, los asistentes al Club para Oficiales de la Policía Nacional fueron testigos de la boda de la sargento policial Verónica Ramírez Matos y el capitán del Ejército Nacional, Manuel Céspedes Cabrera.

Oficial de la Policía encuentra por Facebook al amor de su vida
La sargento policial Verónica Ramírez Matos y el capitán del Ejército Nacional, Manuel Céspedes Cabrera, posan junto al director de la Policía, mayor general Ney Aldrín Bautista Almonte y la esposa de este Olimpia Lora.

Manuel llegó a la vida de Verónica hace ocho años, cuando ella era madre soltera de un niño de varios meses de nacido. Ambos formaron una familia que hoy está integrada por cuatro miembros, agrega la Policía Nacional.

Otra historia de feliz unión es la de los cabos Rafael Romero Suero y Sobeida Reyes Ruíz, quienes se conocieron hace tres años cuando se trasportaban uniformados en una camioneta del trasporte público en la avenida Independencia, del Distrito Nacional.

Oficial de la Policía encuentra por Facebook al amor de su vida
Los cabos Rafael Romero Suero y Sobeida Reyes Ruíz durante la boda colectiva que celebró la Policía Nacional a 17 de sus miembros.

Ambos cuentan que tras tener afinidad acordaron vivir juntos y fruto de esa unión, nació la pequeña Sofía, de dos años, y su nuevo retoño, Isaac.

“Este es una buena oportunidad para cumplir con el mandato de Dios y del hombre”, manifestó el novio, quien se desempeña como agente de la Dirección General de Seguridad de Tránsito y Transporte Terrestre (DIGESETT/AMET).

Somos una pareja con las dificultades normales, “pero con amor todo es posible”, mientras ella lo secunda y dice “es difícil, pero no imposible”.

COMENTARIOS
Para comentar, inicie sesión o regístrese