Camilo (Chet) Sesto y Orlando Martínez

Siempre he creído que lo que desató las alarmas, en el tinglado criminal que rodeaba al presidente Balaguer sobre el potencial subversivo de Orlando Martínez, fueron sus artículos dedicados a la presencia en el país para realizar varias presentaciones artísticas del ídolo del momento, Camilo Sesto.

Camilo venía de actuar en el Festival Viña del Mar, en Chile, después del golpe que derrocó a Salvador Allende y llevó al poder a Augusto Pinochet y antes de llegar al país, Orlando desató una campaña contra sus presentaciones en una serie de artículos en los cuales lo bautizó “Camilochet”, en obvia referencia al dictador chileno.

La izquierda en la que militaba el comentarista y director de la revista ¡Ahora! se movilizó creando un ambiente de tal tensión que los conciertos sufrieron gran daño. El propio Camilo Sesto, en su biografía, cuenta el aparataje militar que lo acompañó y vigiló durante su estadía y afirma que “cuando fui a actuar había más policías con metralletas que público”.

¿Si Orlando era capaz de impedir la presentación del cantante más popular del momento, qué no lograría si llamaba a movilizarse contra el Gobierno?

Y ahí vino su artículo “¿Por qué no doctor Balaguer?”, publicado en El Nacional el 25 de febrero de 1975, en el que exhortó al presidente Balaguer a irse del país, junto con sus funcionarios corruptos.

Esa fue la gota que derramó el vaso, pero el punto de no retorno fue la campaña contra Camilo Sesto que mostró su capacidad para movilizar al pueblo.

Hoy, que se fue Camilo, vienen a mi memoria estos hechos que muchos no recuerdan...

+ Leídas